Acampada de la dignidad es recibida por Xunta pero no por Concello

Publicado por o día 18/12/2014 na sección de Asamblea Movimientos Sociales,Social,Vigo

Acampada de la dignidad es recibida por Xunta pero no por Concello

El grupo, compuesto por colectivos insertados en la Asamblea de Movimientos Sociales de Vigo, se acampó delante de la Xunta de Galicia para solicitar una reunión con los principales cargos responsables de trabajo y bienestar. Esta semana, finalmente, han sido recibidos. Los asistentes a la cita fueron los afectados por la problemática del colapso de las ayudas de integración social, que plantearon sus casos como ejemplo y solicitaron una solución extensiva a todos los ciudadanos en exclusión.

El colectivo llama la atención sobre el agravio comparativo con el ayuntamiento: La acampada en Montero Ríos fue breve porque los antidisturbios desalojaron a los activistas a los pocos días de iniciar la protesta: sin embargo la reunión solicitada se obtuvo, nada menos que con cinco jefes territoriales y de servicio, incluyendo la Delegada de la Xunta, la directora de Familia, la Jefa de Trabajo y Bienestar, el territorial de Vivienda y la jefa de Prestaciones, que propusieron repetir las reuniones al menos dos veces al año para consensuar posibles vías de solución y diálogo.

En cambio, estos afectados, que repitieron la misma acción delante del ayuntamiento tras el primer desalojo, estuvieron 22 días acampados ante la lonja y no recibieron llamada alguna del alcalde o la concejala de Bienestar, que a día de hoy sigue sin pronunciarse sobre la reunión urgente solicitada por escrito.

El grupo se lamenta de que la institución más cercana a los ciudadanos, que debería ser el ayuntamiento, silencie sus pretensiones y no les de la oportunidad de dialogar con los sujetos adecuados para emplazar sus peticiones.

Esta semana, las trabajadoras sociales del ayuntamiento reivindicaban una inyección de personal manifestándose ante las distintas oficinas. El colectivo AMSV apoyará sus pretensiones mediante concentraciones periódicas en forma de cacerolada, que comenzarán el 22 de diciembre en el propio ayuntamiento; y solicita de nuevo al alcalde que tenga un trato humano y cercano y acepte la reunión.

PRENSA AMS VIGO