¿Cómo puedo saber si las traducciones las realizan traductores jurados?

Publicado por o día 07/06/2022 na sección de Empresas

En muchas ocasiones se pueden necesitar las traducciones juradas, en especial cuando vas a ir a otro país a trabajar o estudiar, pero tus documentos no están traducidos. Para estas ocasiones, será necesario contar con traductores jurados, los cuales te permitirán hacer el trámite.

Sin embargo, puede que no sepas que es este tipo de traducción y cómo se puede diferenciar de una no jurada. Por lo que hoy vamos a conocer todo al respecto.

¿De qué documentos pueden hacerse traducciones juradas?

Las traducciones juradas se pueden hacer básicamente de cualquier documento, siendo una traducción sin modificaciones del texto. En estos casos, será una certificación completa, veraz y sin ningún tipo de modificaciones, con lo que aparece en la reproducción adjunta.

A la hora de enviar una traducción de este tipo por cualquier medio digital, se debe contar con un escáner de alta calidad. Esto permitirá que el receptor pueda cotejar la traducción con la original de una forma muy sencilla.

¿Cómo saber entonces si se necesita una traducción jurada o una normal?

Al hablar de una traducción jurada, estamos hablando de un documento que tiene la misma validez que el documento original. Este tipo de traducciones se pueden usar ante instituciones españolas, y ante cualquier país que reconozca al Ministerio Español de Asuntos Exteriores y Cooperación.

Siempre que se vaya a presentar un documento ante un organismo público, para cualquier tipo de procesos judiciales o para solicitudes a la administración, estos deben ser traducidos. En muchas ocasiones también se puede necesitar una traducción oficial para celebrar contratos privados.

En caso de que la traducción necesite la misma validez legal que la original, se necesitará que sea una traducción jurada. Si no necesitas esta validez, entonces no será necesario que hagas este tipo de traducción.

¿Cómo diferenciar una traducción jurada de una ordinaria?

Llegar a diferenciar una traducción no jurada de una jurada es realmente sencillo, porque esta contará con dos aspectos que serán claves:

  • La traducción va jurada
  • Lleva la firma y el sello de un traductor jurado

El traductor que se encarga de hacer el proceso con el documento se ha presentado a un examen donde se puede obtener ese certificado. Además, siempre estaremos hablando de un traductor que ha sido nombrado por el MAEC.

Si se cumplen con estos requisitos, se garantizará que la traducción será válida ante cualquier tipo de organismos oficiales donde deba presentarse. De lo contrario, no habrá forma de que el documento sea válido.

¿Dónde conseguir una traducción jurada?

Ahora ya conoces todos los detalles de lo que es una traducción jurada y la utilidad que puede tener este tipo de documento. Sin embargo, puede que no sepas dónde solicitar tu traducción para que esta sea completamente válida.

Por este motivo, en Juridiomas te encontrarás con traducciones, especializadas y juradas, lo que te permitirá que puedas conseguir una gran comodidad al hacer todas tus traducciones. En esta empresa, te encontrarás con traductores e intérpretes jurados, quienes están autorizados por el Ministerio de Asuntos Exteriores de España.

Pero, si requieres una traducción especializada que no debe ir certificada, aquí también encontrarás toda la información al respecto. Te ofrecen servicios con traductores especializados en cada área para conseguir la mejor traducción. Además, tienen ventajas como son:

  • Ofrecen una gran calidad.
  • Precios competitivos.
  • Ofrecen servicios nacionales y al extranjero
  • Es totalmente confidencial.
  • Tienen una gran rapidez.
  • Siempre se tendrá una gran claridad.
  • Cuentan con una gran profesionalidad.

Como puedes ver existen muchos motivos para elegir esta compañía, además de que los traductores nativos son residentes en España. Por lo tanto, tendrás un servicio de primera calidad.

Comentar noticia

Your email address will not be published.