Consideran innecesario que los mayores de 50 años consuman una leche específica

La Organización de Consumidores advierte que la leche “Suprema” es un 30 % más cara si se compara con una leche desnatada de la misma marca
Publicado por o día 19/09/2018 na sección de Alimentación,Social

Consideran innecesario que los mayores de 50 años consuman una leche específica

No es la primera vez que Central Lechera Asturiana comercializa un producto lácteo dirigido a un grupo de población concreto. En esta ocasión, se trata de leche Suprema y la marca ha centrado su atención en las personas mayores de 50 años.

Según OCU, salvo casos específicos de personas con problemas de salud que necesitan tratamientos nutricionales personalizados y pautados, la mayor parte de la población no necesita ingerir alimentos enriquecidos, sino que es suficiente con seguir unas correctas pautas nutricionales.

OCU apunta, además, que ingerir los nutrientes necesarios a través de la dieta supone un ahorro para los consumidores, ya que esta leche específica para mayores de 50 años es un 30% más cara si se compara con una leche desnatada de la misma marca comprada en el mismo establecimiento.

Por último, OCU añade que consumir lácteos a diario (salvo aquellos con alto contenido en grasa como mantequilla, nata o quesos grasos, de manera ocasional) es muy importante a cualquier edad, optando siempre por los que no llevan azúcar añadido. Según OCU, la leche entera, eliminada de muchas dietas por contener colesterol, se ha demostrado que influye poco sobre el colesterol total y que contiene todas las vitaminas liposolubles presentes (A y D).

La Organización de Consumidores ha analizado las principales ventajas que Central Lechera Asturiana atribuye a su leche para mayores de 50 años, ya que, según señala en su publicidad, la leche Suprema “aporta todo lo que necesitas para cuidarte a partir de los 50”. Según el análisis, la mayor parte de estas supuestas ventajas no están justificadas.

Entre otros atributos, la publicidad de “Suprema” indica que, al no contener lactosa, se trata de una leche fácilmente digerible, una alegación que no está permitida según el Reglamento Europeo 1924/2006 y por lo que la Organización de Consumidores ya ha solicitado al Servicio de Consumo de la Administración del Principado que inicie un procedimiento de inspección y sanción contra Central Lechera Asturiana.

Además, OCU recuerda que la lactosa favorece la absorción de calcio en el organismo, por lo que únicamente las personas con intolerancia deben evitar su consumo.