DeepL vs Google translate ¿Qué traductor es mejor?

No hace mucho que Google Translate era la única opción para traducir textos entre diferentes idiomas. Sin embargo, en 2017 apareció su competidor DeepL, que también es una opción gratuita que nos permite traducir textos entre diferentes idiomas.

Estos traductores cuentan con fuertes componentes tecnológicos, puesto que están impulsados por inteligencia artificial. Por lo que cada vez vemos que existen traducciones más cercanas a la realidad, lo que hace que se puedan transferir textos de una forma mucho más efectiva. Sin embargo, ambas opciones son diferentes, por lo que hoy vamos a conocerlos más a fondo.

¿Cuál traductor es más preciso?

Una de las principales desventajas que tiene DeepL es el número de idiomas que permite traducir, puesto que únicamente ofrece soporte para 9 idiomas. El traductor de Google por su parte cuenta con 103 idiomas soportados, sin embargo, esta desventaja podría verse contrastada por su calidad.

Es más, en diferentes pruebas hechas a ciegas con traductores humanos profesionales, se indicó que DeepL ofrece una calidad de traducción mucho mayor por un margen de 3 a 1. Incluso algunas instituciones bancarias utilizan este traductor, en especial por su buena puntuación.

Traducciones más naturales

En cuanto a la naturalidad de las traducciones, DeepL nos ofrece un tono menos artificial que Google Translate. Los resultados de traducción son similares, pero en ocasiones puede que ninguno de ambos traductores hace su trabajo 100% bien, en especial porque siguen usando la inteligencia artificial para lograrlo.

Sin embargo, en muchas pruebas se ha demostrado que la traducción de DeepL puede llegar a ser ligeramente mejor en cuanto a los tiempos verbales. Aunque, ambas herramientas pueden llegar en ocasiones a ofrecer una traducción bastante similar en cuanto a su precisión.

Los detalles pequeños son los que marcan la diferencia entre ambos traductores, y en traducciones más largas, ya dependerá en gran medida de cada usuario. Esto debido a que ambas herramientas pueden ser bastante útiles a la hora de hacer traducciones de textos.

¿Calidad o cantidad?

En cuanto al número de idiomas Google Translate es claramente superior a DeepL, además de tener características muy útiles como la posibilidad de traducir páginas web enteras. Esta es una característica que de momento DeepL no permite.

Esto hace que por cantidad el traductor de Google gane, pero en consecuencia este traductor puede llegar a perder un poco en calidad. Esto hace que, en calidad, DeepL nos ofrezca una traducción sensiblemente superior, lo que permite tener unas mejores traducciones.

Puede que en algunos casos esto no sea así, pero de igual forma siempre existirán algunos fallos a la hora de reconocer el contexto, y la jerga que se pueda emplear según cada situación. Por lo tanto, la supervisión humana siempre será importante para que la traducción sea más precisa y gane calidad.

Ambos traductores pueden ser una muy buena opción, en especial si buscas un traductor que sea gratuito, y que ofrezca una gran facilidad de uso y acceso.

¿Existen otras alternativas?

Claro que sí, en el mercado actual nos encontramos con muchas opciones diferentes de traductores de inglés online que podremos probar. Algunas opciones pueden incluir Word Reference, o el traductor del diario El Mundo.

Otra opción que es gratuita es el traductor Cambridge, el cual permite que se pueda traducir gratis online a más de 25 idiomas diferentes. Además, tiene una forma muy sencilla de utilizar, aunque tiene restricción de caracteres.

Al final, puedes escoger entre muchos traductores diferentes que te permitirán traducir diferentes textos y conseguir una traducción que se ajuste a tus necesidades. Simplemente tendremos que seleccionar la mejor opción que nos sirva para nuestro estudio o nuestro trabajo, y al final siempre tendremos que hacer algunas correcciones.

SIGUENOS EN TELEGRAM

Comentarios (0)
Publicar comentario