2016: Año de desafíos para la industria automotriz en Latinoamérica

Publicado por o día 30/09/2016 na sección de Motor

2016: Año de desafíos para la industria automotriz en Latinoamérica

La industria automotriz es un indicador de cómo marcha una economía. Por su dimensión y complejidad, en ella se involucran procesos que atañen a otras industrias, como tecnológicas y de materias primas, al tiempo que para satisfacer la alta demanda que tradicionalmente suele tener en las sociedades contemporáneas, emplea una gran fuerza de trabajo de empleos directos e indirectos.

Teniendo en cuenta todos estos factores, al observar cifras relacionadas con la industria, es posible hacer un diagnóstico aproximado del estado en el que se encuentra la economía del país o la región a la cual pertenece. Así, los números de la industria en lo que va de 2016 en Latinoamérica nos hablan de los retos que enfrenta la región en materia económica en el marco de un contexto mundial cada vez más problemático.

Las cifras

Las diferentes cámaras de comercio y de consumidores de muchos países latinoamericanos dan cuenta de una caída en la compra de unidades. Según ciertos cálculos, durante los primeros seis meses de 2016 se vendieron en la región un total de 2.600.000 vehículos, lo cual, si se compara con los números del año pasado, representa un caída del 7%. Mercados importantes como el brasilero ha experimentado una contracción debido a la crisis económica, lo cual ha facilitado modestos repuntes en otros como el argentino o el mexicano, que sin embargo no cambian la tendencia regional hacia la baja.

Casos que se destacan es el de Venezuela, país sumido en una profunda crisis económica, en el que ciertos cálculos dan cuenta de una caída en el sector de más del 50%.

Todos estos números forman un panorama en el que podemos apreciar una cara de la crisis en la que actualmente se encuentra sumido el sector en particular y economía mundial en general. Los consumidores se cuidan mucho más a la hora de invertir el dinero producto de su trabajo. Si antes para algunos era una costumbre cambiar cada cierto tiempo de automóvil, hoy en día esto es considerado un lujo. A veces la gente prefiere la adquisición de autos usados por razones económicas, lo cual evidentemente afecta la oferta de vehículos nuevos, como se puede ver en la caída de la producción en la región. Esto por no hablar de los graves problemas ambientales a los que nos enfrentamos, producto de un cada vez más cuestionado uso de combustibles fósiles en la industria y en el transporte. En este sentido, los usuarios también están desarrollando una conciencia diferente en el uso de los automóviles, privilegiando el transporte público u otras formas locomoción como las bicicletas.

Los desafíos

Ante este panorama, surgen varias alternativas, como los automóviles eléctricos, que últimamente han dado de que hablar, que sin embargo, aún no calan dentro del público latinoamericano o mundial por sus costos prohibitivos y poca autonomía energética. De igual forma, cada vez más usuarios en la región latinoamericana que optan por el comercio electrónico para la compra de todo tipo de mercancías, por lo que páginas como Patio Tuerca Ecuador tienen a posicionarse como portales importantes para la venta de vehículos nuevos y usados. En resumen, la industria en la región se enfrenta a una situación de crisis en la que, si quiere sobrevivir, debe adaptar a los nuevos hábitos de consumo de los compradores.