El PP considera ilegal la subida fiscal propuesta por Caballero y exige su retirada por vulnerar la ley estatal que impide utilizar el IPC para actualizar las tasas

Publicado por o día 05/09/2015 na sección de Partido Popular,Política

El PP considera ilegal la subida fiscal propuesta por Caballero y exige su retirada por vulnerar la ley estatal que impide utilizar el IPC para actualizar las tasas
  • – El grupo popular presenta una enmienda a la totalidad de las ordenanzas fiscales y propone una rebaja del 2% para todos los impuestos, tasas y precios públicos.
  • – Elena Muñoz reclama aumentar el mínimo exento y más bonificaciones y exenciones para las familias y colectivos sociales con mayores dificultades.
  • – “La excusa que ha buscado el alcalde para subirle las tasas a todos los vigueses es ilegal, tiene que rectificar y anular de forma inmediata esa subida”, asegura Muñoz Fonteriz.
  • – El PP reclama las máximas bonificaciones legales en el IBI o el IAE para las empresas que generen empleo, la Universidad y los Centros Tecnológicos radicados en Vigo.
  • – “Caballero ha subido cerca de un 15% la presión fiscal de los vigueses desde que es alcalde, lleva años utilizando a a los vecinos y situado al lado de las concesionarias, con las que firma indemnizaciones millonarias con el dinero de todos”, asevera Muñoz.

La portavoz del grupo municipal popular en el Concello de Vigo, Elena Muñoz, presentó ayer una enmienda a la totalidad de la propuesta de modificación de las ordenanzas fiscales de 2016, que el gobierno de Caballero prevé encarecer en un 1,1% para todos los impuestos, tasas y precios municipales.

En opinión de Muñoz Fonteriz, Caballero basa la subida en una actualización del IPC que ni siquiera alude al índice de precios del último año, sino a la media de los tres últimos ejercicios económicos, medidos además desde el mes de abril de cada año.

Además, a juicio del PP, la “excusa” que usa el PSOE para justificar esa subida “es ilegal”, ya que vulnera la Ley de desindexación de la economía española, aprobada y en vigor desde el pasado marzo. La citada ley, que afecta a las administraciones locales, prohíbe argumentar una subida de tasas en función de lo que ocurra con el índice de precios al consumo (IPC). En su lugar, obliga a hacer un análisis pormenorizado y justificar la modificación en un incremento del coste de prestación de los servicios. La documentación que acompaña a las ordenanzas fiscales contiene continuas referencias al IPC, que es precisamente lo que la ley no permite.

El grupo popular considera inexplicable que en este momento, en el que todas las administraciones están bajando impuestos para favorecer a los ciudadanos, el gobierno de Caballero insista en querer subirlos lo que siembra serias dudas sobre la verdadera situación financiera del Concello.

El PP pide la retirada de esta propuesta y su sustitución por otra que propone una rebaja del 2% para todos los tributos municipales, tasas y precios de los servicios públicos, además de profundizar en el aumento de las facilidades y bonificaciones especiales para los contribuyentes.

Además de la rebaja del 2%, Elena Muñoz sugiere aumentar el mínimo exento y más bonificaciones y exenciones para las familias y colectivos sociales con mayores dificultades (familias de bajo nivel de renta, parados de larga duración, familias numerosas, monoparentales, con miembros mayores de 65 años, con personas dependientes, con situaciones de violencia de género y para los mayores que viven solos).

Reclama además las máximas bonificaciones previstas en la ley para las empresas que generen empleo, la Universidad y los centros tecnológicos radicados en Vigo.

En su opinión, “Caballero está tomando medidas con fines meramente recaudatorios y sin tener en cuenta la necesidad de las familias de una menor presión fiscal que les permita contar con más dinero a su disposición, sin alterar la calidad de los servicios públicos”. Según Muñoz, “la situación financiera del Concello, si es la que nos cuentan, lo permite, los ciudadanos y empresas lo demandan y el resto de administraciones públicas, como la Xunta o el Gobierno central, lo están haciendo así”.

La portavoz popular recordó que fue el PP quien forzó en los últimos años rebajas fiscales y mayores facilidades de pago para todos los contribuyentes. Desde que Caballero es alcalde, la presión fiscal se ha incrementado en Vigo cerca de un 15%. Y servicios como el agua, para el que se ha aprobado varias veces en el pleno un cambio en el modelo de cobro para que los ciudadanos puedan pagar por lo que realmente consumen, siguen sin modificarse por decisión expresa del alcalde.

“Caballero lleva años presionando fiscalmente a los vecinos y situado al lado de las concesionarias, con las que firma indemnizaciones millonarias como las que cobrarán (de los impuestos de todos los ciudadanos) la gestora del Auditorio, o a la de los parkings de Coia y Jenaro de la Fuente”, aseveró Muñoz.

PRENSA PP DE VIGO