El SUP reclama aprobar una nueva ley de condecoraciones y la DGP avanza en el reparto equitativo de las medallas rojas

Publicado por o día 23/09/2019 na sección de Sindicatos,SUP Galicia

El SUP reclama aprobar una nueva ley de condecoraciones y la DGP avanza en el reparto equitativo de las medallas rojas

Este año, y gracias a la presión del SUP, el número de condecoraciones pensionadas en Policía Nacional ha avanzado hacia un reparto más equitativo (el 54,93% de estas medallas son para la Escala Básica, doblando así la media de los últimos años) descendiendo la cifra total, además, hasta mínimos históricos tras experimentar un recorte respecto al año pasado del 61,44% (el dato más bajo de, al menos, los últimos dieciocho años). Se trata de un primer avance en el que el papel del actual Director General y de la Junta de Gobierno ha sido importante, porque han sabido escuchar las quejas y reivindicaciones sindicales. Pero no es suficiente porque aún persisten casos en los que esta condecoración se ha otorgado sin cumplirse los requisitos exigidos en la Ley
de 1964 (como en el caso de quienes no son policías nacionales) y aún quedan muchos compañeros/as que, con servicios dignos de recompensa profesional, se han quedado fuera de las condecoraciones este año y merecían este reconocimiento que el SUP apoya y seguirá defendiendo.

Pero, sobre todo, todavía nos enfrentamos a la imperiosa necesidad de sacar adelante un nuevo texto normativo, moderno y claro, que defina los requisitos exigidos para merecer cada tipo de medalla y, sobre todo, impida de manera expresa que se puedan producir casos escandalosos en los que se premian labores de despacho, jubilaciones o servicios que nada tienen que ver con la actividad policial.

Desde el SUP vamos a seguir trabajando para vencer la resistencia del Gobierno a promover una reforma de la Ley que regula la concesión de las condecoraciones en nuestro Cuerpo, en vigor desde 1964. Esta norma ha generado tradicionalmente indignación en nuestro colectivo ante las injusticias provocadas con el reconocimiento pensionado de trayectorias profesionales o servicios
concretos que no cumplían, bajo ningún concepto, el fin de estímulo y ejemplo de las medallas. Y eso solo ha sido posible por la vulneración sistemática de los requisitos establecidos para la concesión de medallas de plata y rojas y por una redacción de la citada norma que evita, por su inconcreción y desfase, cerrar la puerta a servicios que no han supuesto riesgo alguno vital para los funcionarios que los han protagonizado.

Hay que recordar que en 2015 se alcanzó el máximo histórico de medallas pensionadas (15 de plata y 236 rojas), en una trayectoria ascendente que comenzó en 2013 (un 24,84% más de cruces rojas que en 2012) y se situó en 2018 en las 15 cruces de plata y 166 rojas. En el resultado de nuestro trabajo sindical por reducir a cero las injusticias está una mayor equidad en la distribución: el
54,93% del total son para la Escala Básica y el 15,54% para la de Subinspección (la cifra más alta de la última década). Por ello, desde el SUP queremos felicitar a quienes merecidamente recibirán en los próximos días el reconocimiento a su labor profesional con su ingreso en la Orden al Mérito Policial. Para alcanzar ese objetivo, y mientras llega la reforma legal como única solución que
ponga fin a este problema, el SUP ha impulsado diferentes iniciativas judiciales: una denuncia por prevaricación ante el Juzgado de Instrucción nº35 de Madrid (2013), denuncia ante la Comisión de las Comunidades Europeas (2015), recurso contencioso administrativo impugnando medallas de 2016, petición ante el consejo de Transparencia de expedientes de condecoraciones (2016) que se nos denegaron y fueron finalmente entregados por orden de la Audiencia Nacional (2017) y nuevas solicitudes de información sobre medallas rojas (2018 y 2019). Además, hemos reclamado a la DGP que el proceso de concesión de condecoraciones en Policía Nacional esté presidido por el principio de transparencia, con acceso informático interno a esos expedientes por parte de cada interesado.