El trastorno Bipolar

Publicado por o día 02/07/2014 na sección de Salud

El trastorno Bipolar
El trastorno bipolar es uno más de las muchas enfermedades mentales que existen, pero esta quizás es una de los más duros de llevar después de la esquizofrenia.

El motivo es sencillo, las personas que sufren trastorno bipolar tienen lo que en términos coloquiales se llama “cambios de humor” repentinos, es decir, pueden estar tremendamente contentos y en menos de 1 minutos cambiar a un estado de depresión total que incluso pueden volverse agresivos.

Dichos estados se manifiestan en un periodo de tiempo muy corto, lo que hace que la persona que lo sufre no tengo el control total sobre sus estados de ánimos. De echo, el trastorno bipolar tiene un indice de mortalidad bastante alto debido a las consecuencias de estas acciones, aparte de las muertes naturales que pueden ser infartos por ejemplo.

Otra de las razones más comunes de lo peligroso de esta enfermedad son las consecuencias que pueden llegar a ocasionar estos cambios de humores, que pueden llegar a traducirse en agresividad que en una persona que no sabe controlar su fuerza, puede provocar daños a terceros, lesiones graves o incluso la muerte. La persona con dicho trastorno puede estar hablando tranquilamente contigo y de pronto cambiar el tema de conversación por sentirse ofendida sin motivo aparente 0 reprocharte tus palabras.

Las personas con trastorno bipolar deben ser vigiladas y tratadas de manera continuada y supeditada por psiquiatras, dado que según las ultimas investigaciones, dicho trastorno está producido por ciertas células del cerebro que con los tratamientos actuales aunque no tiene cura, si mantiene los ataques controlados, mantienendo una vida totalmente normal.

La segunda fase del tratamiento consiste en una terapia cuyo objetivo será intentar hacer comprender a la persona lo que le pasa y cuando le suceda intentar controlarlo de una forma mas racional, dado que muchas de las personas entran en pánico. También es recomendable dar una charla a los familiares más cercanos para saber como deben tratar a la personas con el trastorno en cualquier momento que se produzcan sus “ataques”.