Expresidentes de Confederación de Empresarios de Galicia solicitan dimisión de Antón Arias

Solicitan a la Junta de Vicepresidentes, al Comité Ejecutivo y a la Junta Directiva que tomen las medidas necesarias para instar la dimisión del actual presidente Antón Arias.
Publicado por o día 20/10/2017 na sección de Galicia,Vigo

Expresidentes de Confederación de Empresarios de Galicia solicitan dimisión de Antón Arias

Los ex presidentes de la CEG, José Manuel Fernández Alvariño y Antonio Dieter Moure, han anunciado acciones para instar la dimisión del presidente de la CEG, motivadas en razones de ilegalidad del funcionamiento de la institución y en la posición de Antón Arias sobre la secesión de Cataluña, claramente contraria a la Constitución Española; así como otras opiniones contrarias a los intereses de los empresarios.

Los ex presidentes informaron en una rueda de prensa celebrada esta mañana en Vigo que a estas alturas del ejercicio 2017 no se han aprobado las cuentas del ejercicio 2016, no se ha realizado el informe de auditoría correspondiente, no se ha convocado ninguna reunión de Junta Directiva en las que se proponga su formulación como ordenan los Estatutos, ni se ha convocado Asamblea donde deben aprobarse. Igualmente no ha sido presentado el presupuesto del ejercicio 2017, a escasos tres meses de que se termine.

Denuncian también que se están vulnerando de forma consciente varios de los artículos de los Estatutos de la CEG, entre ellos los referidos al número de reuniones que debe mantener la Junta Directiva (un mínimo de 6 al año), siendo la última el pasado día 27 de abril, privando así a sus componentes del derecho de ratificar o no los acuerdos adoptados en reuniones de Comité Ejecutivo.

Teniendo en cuenta estos criterios, los ex presidentes Fernández Alvariño y Dieter Moure han anunciado el envío de un requerimiento a la CEG para que tome las medidas necesarias para instar la dimisión del presidente Antón Arias, así como dirigirse a los vicepresidentes de la CEG, a todas las asociaciones empresariales y representantes en la Asamblea General.

Una situación insostenible

Ambos ex presidentes afirman:

Que la CEOE, el FNT, y otras organizaciones empresariales de España, conscientes de la crisis constitucional que se vive en Cataluña, se han manifestado colegiadamente, por la voz de sus respectivos presidentes, porque se restituya cuanto antes la legalidad constitucional en esa Comunidad Autónoma.

Que las confederaciones de empresarios son órganos con responsabilidad en las instituciones españolas, donde representan la voz e intereses del colectivo empresarial, junto a los sindicatos, que representan la opinión y los intereses de los trabajadores.

Que es inconcebible que el representante de los empresarios gallegos propugne un pacto Cataluña – España de igual a igual y al margen de la Constitución Española. Esto es lo que ha hecho con grave responsabilidad Antón Arias, por su cuenta y riesgo.

Por ello consideran que Individuos, cuyas opiniones personales son contrarias al compromiso constitucional de la CEG, no pueden permanecer al frente de su gobierno.

Que lleva meses sin convocar los órganos de gobierno de la CEG. Después de manifestarse reiteradamente y por su cuenta, contra la reforma laboral que nos permitió salir de la crisis. Después de solicitar un incremento salarial general, mientras se negociaban convenios sectoriales, sin tener en cuenta la situación de los colectivos de empresarios comprometidos en ellos, y su toma de posición contra la Constitución Española y por un pacto ajeno a la misma, constituyen razones añadidas incuestionables para que Antón Arias sea cesado al frente de la CEG.

Ambos presidentes entienden que el gobierno de los vicepresidentes podrá dirigir con más lealtad institucional y responsabilidad la CEG, a la espera de nuevas elecciones cuando la institución se estabilice y represente única y exclusivamente a voz y los intereses del empresariado gallego, ajeno a aventuras contrarias a la Constitución Española, que están poniendo en peligro la convivencia y el mercado e la mayoría de nuestras empresas.