Fundas nórdicas: La innovación en el dormitorio al alcance de tu mano

Publicado por o día 29/05/2015 na sección de Hogar

Fundas nórdicas: La innovación en el dormitorio al alcance de tu mano

Todos tenemos nuestra idea de dormitorio perfecto: nos gusta tenerlo todo ordenado, el color de las paredes que nos transmita paz y tranquilidad, los muebles perfectamente integrados con el resto de la decoración, el suelo tal y como nos lo habíamos imaginado… y luego está el tema de la cama.

Encontrar la cama perfecta no es fácil, hay demasiados criterios que atender. Sin meterse en el tema de la comodidad, nos vamos a referir únicamente a la decoración. Saber elegir las mejores fundas nórdicas es vital para ponerle la “guinda” final a la habitación que hemos creado.

Tips para elegir las mejores fundas nórdicas para tu habitación

– Presta atención a todos los detalles

Para conseguir encontrar el equilibro perfecto de armonía con la decoración de tu hogar es muy importante que te centres en todos los detalles que la componen. Tienes que verlo como si fuera un enorme cuadro en el que analizaremos todos los tonos de color que encontremos.

Existen una gran variedad de “fundas nórdicas” en el mercado para que podamos elegir aquellas que más nos pueden gustar. Una vez que tengamos claro el estilo que queremos, ya podemos pasar al siguiente truco.

– Fáciles de lavar

De nada sirve que encontremos “fundas nórdicas” especiales si luego nos dificultan la vida demasiado. Algunos modelos de fundas no permiten ser lavadas en la lavadora tradicional… así que no nos queda otra que hacerlo a mano.

Nos podemos hacer una ligera idea de lo pesado que puede resultar esto y del tiempo que nos va a quitar.

Es mejor que elijas un modelo que sea fácilmente desenfundarle y que se pueda lavar como queramos sin que vayamos a tener problemas por ello.

– Materiales que te inviten a descansar

Tanto a la hora de hablar de “fundas nórdicas” como te cualquier otro tipo de material es muy importante que elijamos siempre calidad.

Algunas personas piensan que no existe mucha diferencia entre una funda nórdica de alta calidad y una de calidad media. No obstante, esto no es cierto. Lo primero que nos sorprende destacada a la vista.

Nada más entrar a una habitación, si vemos una funda nórdica de calidad, lo notaremos de forma inmediata.

También lo notaremos al tacto. Si la tocamos o nos tumbamos sobre ella podremos notar la gran diferencia de tejidos.

– Un precio que se ajuste a tu idea de presupuesto

Para conseguir el mejor ahorro en fundas nórdicas nosotros te recomendamos que vayas siempre con la idea de gastar un presupuesto específico. De esta forma, en cuanto tengas delante todos los modelos, podrás elegir algún sin gastar más de lo que tenías pensado.

En el caso de que encuentres un producto que cueste un poco más, tendrás que plantearte si realmente vale la pena hacer la inversión o si te decides mejor por un artículo algo más barato.