Ginecología, medicina de vital importancia en la salud de la mujer

Publicado por o día 18/12/2015 na sección de Salud

Ginecología, medicina de vital importancia en la salud de la mujer

Cuando hablamos de ginecología nos estamos refiriendo a una rama que procede de la medicina y que se encarga de seguir y de cuidar la salud de la mujer, siempre y cuando no esté embarazada, en este caso se derivará a Obstetricia.

A la consulta tendrá desde la niña que se encuentra en una etapa en plena pubertad (lo que se conoce como ginecología infarto-juvenil) hasta la mujer que se encuentra en la etapa madura post-menopáusica. Tanto como a nivel de revisión como a la hora de que se produjeran serias complicaciones, la mujer tendrá que acudir a este tipo de consulta.

La relación entre la ginecología y la obstetricia

Realmente la ginecología y la obstetricia están estrechamente unidas. Algunas personas cometen el error de pensar que estamos hablando de lo mismo, cuando hay diferencias más que evidentes.

Lo primero que tenemos que considerar es que la obstetricia es como una pequeña parte de la ginecología que se especializa en dar seguimiento a la mujer mientras está embarazada y a la hora del parto. El término obstetricia viene del latín; el verbo obstare significa literalmente “ponerse delante”. Es como una especie de juego de palabras donde quiere decirnos se refiere a la asistencia del parto.

Por otra parte, cuando hablamos de la ginecología nos referimos a algo mucho más general; lo habitual es referirse a ella como el estudio de las diferentes patologías que pueden llegar a afectar al aparato genital de la mujer siempre y cuando no esté embarazada.

Puedes encontrar ginecólogos en Madrid en Doctu.es; así que si tienes algún problema relacionado con tu zona íntima, ellos se encargarán de poder determinarlo y de encontrar la solución más acertada para ello.

La importancia de la confianza a la hora de visitar al ginecólogo

Antes de nada es importante comentar que una visita al ginecólogo no suele ser del agrado de ninguna mujer… sin embargo, en el caso de que nuestro nivel de confianza sea elevado, este proceso será mucho más llevadero.

La mujer tiene que sentirse bien para poder compartir todos los síntomas que experimenta así como las sensaciones. De esta manera el especialista podrá llegar a recabar la máxima información posible y así podrá dar con el tratamiento adecuado.

Ahora ya conoces un poco más sobre este término, su relación con la obstetricia y la importancia de la confianza a la hora de pasar por ese mal trago.