Iván Alonso y Alberto Díaz, en Argentina

Publicado por o día 08/01/2016 na sección de Deportes,Piragüismo

Iván Alonso y Alberto Díaz, en Argentina

Iván Alonso y Alberto Díaz iniciarán este sábado su participación en la Regata Internacional de Río Negro que se disputará en Argentina. Ambos, invitados por la organización, parten como favoritos al triunfo final en K-1, tanto en la categoría sénior como en la de veteranos. La regata tiene un recorrido total de 273 kilómetros y constará de seis etapas. Es la más dura y exigente del calendario internacional y supone para los dos palistas del Kayak Tudense su primera salida al extranjero en la actual temporada.

Iván Alonso acude a la cita por segunda vez y con el objetivo de superar a Pascual Orellana, que le ganó el año pasado por escaso margen. El tudense afirma que “ahora tengo más experiencia, pero me han dicho que la participación será mayor. Eso supone un nuevo problema. De todas formas, voy con la intención de lograr la victoria”. Los organizadores destacan la presencia de Iván Alonso y su impresionante palmarés, con numerosos títulos a nivel mundial y europeo. Al parecer, tienen inscritos a más de 200 deportistas de todas las categorías.

La etapa más corta tendrá un recorrido de 24 kilómetros y la más larga de 64. El sábado se celebrará la primera, con salida en el balneario de Cipollette. Iván Alonso explica que “ya conozco el río y también sus características. Eso es un factor importante. El año pasado encontré muchas dificultades, ya que mis rivales tenían más experiencia. Ahora creo que será distinto”.

Tanto Iván Alonso como Alberto Díaz cuentan con el permiso de sus respectivos trabajos para acudir a la cita en Argentina. El primero de ellos con las facilidades que le concede Decatlón, la tienda de deportes ubicada en el Meixoeiro, que le permite compaginar su trabajo con la actividad deportiva. Al respecto dice que “es un apoyo fundamental. Solo tengo palabras de agradecimiento. Se portan fenomenal”. Por su parte, Alberto Díaz también deja de ejercer como maestro durante varios días en el Instituto A Sangriña de A Guarda, que le ha concedido un nuevo permiso para acudir a la prueba en Argentina.

Ambos vivirán lo que es considerada como una fiesta deportiva. La regata es seguida por miles de personas y la presente edición se puede considerar como emblemática. Es la número cuarenta. El fuerte calor y las largas distancias de cada etapa son factores a tener en cuenta.

Iván Alonso lleva casi cuatro meses de entrenamientos en el río Miño. La Regata Internacional de Río Negro supone un examen particular ante una temporada especial. El Mundial y el Campeonato de Europa que se disputará en Pontevedra son sus dos grandes objetivos. Resalta que “la campaña está planificada y va por buen camino. Será intensa y emotiva. Me siento fuerte y con ganas”.

El palista del Kayak Tudense todavía no ha decidido el compañero que le acompañara en el K-2 en las dos citas internacionales de maratón. Al respecto dice que “estamos en una etapa de pruebas. Y son positivas. Pero es una decisión que se debe meditar bien y estar seguro. Todavía tenemos tiempo. Ajustar todo no es una tarea sencilla”. Casi con total seguridad, su compañero será un componente del Kayak Tudense.

PRENSA KAYAK TUDENSE