Por qué tener una joya para Cenizas

Publicado por o día 08/06/2017 na sección de Hogar

Por qué tener una joya para Cenizas

Cuando perdemos a un ser querido es inevitable sentir una gran tristeza y desesperanza. Algunas personas tienden a deprimirse y tener sentimientos encontrados que pueden ser muy perjudiciales. Pero todos, en algún momento, entendemos que es necesario resignarnos encontrando la manera de sobreponernos y honrar a la persona que se fue.

Uno de nuestros grandes miedos cuando fallece un familiar es olvidarlo con el tiempo, no tener algo con que aferrarnos a su recuerdo nos conduce a la tristeza. Sin embargo, existe un modo único de preservar la memoria del fallecido y es a través de los colgantes para cenizas.

Poder llevar a todos lados la esencia de nuestro ser amado, que ya no está, es una gran forma de hacer un homenaje muy íntimo que no necesariamente debemos compartir con los demás.

¿Qué son los colgantes para cenizas?

Los colgantes para cenizas son accesorios decorativos que contienen un depósito interior en el que se pueden almacenar parte de las cenizas del familiar o mascota al cual queremos recordar de una manera muy especial.

La mayoría de estas piezas son creadas con métodos artesanales, en materiales como plata, pedrería, acero inoxidable y otros, que se conjugan para formar una joya que sea digna de guardar cenizas funerarias.

Los diseños varían según el tamaño y temáticas relacionadas a la rememoración de un pariente o mascota fallecida. Algunos tienen un corazón con una cerradura, ángeles, lágrimas, alas, pero también se usan estilos que simbolicen la actividad favorita en vida de la persona que ha partido, aquello que siempre nos hará recordarla porque era parte de ella.

La mecánica es simple, los colgantes para cenizas tienen una especie de cubierta que se desenrosca y se retira para poder incorporar las cenizas en él. La integridad de los restos está garantizada. No hay peligro alguno de que se pueda perder parte de las cenizas.

¿Por qué usar las joyas funerarias?

La cremación se está convirtiendo en una técnica muy usada en muchos países para poder conservar los restos de una persona que lamentablemente se ha ido a un lugar mejor.

Desde que se realiza la cremación de un familiar o mascota, pensamos en el destino que tendrán las cenizas. Lo habitual es que se depositen en pequeñas urnas, algunas en forma de jarrón pero a muchas personas esto les resulta muy frío, es por eso que las joyas para cenizas son la opción más acorde al hecho de querer protegerlas pero dándoles un sentido más entrañable y personal.

Tener una joya funeraria con las cenizas de un familiar cercano que ha marcado nuestra vida nos hace estrechar una relación más profunda con él. Tener la posibilidad de “tomarlo” entre nuestras manos y llevarlo “al lado” del corazón es simplemente hermoso.

Las personas que adquieren una joya para cenizas las hacen parte de sí mismas y se sienten muy complacidas y orgullosas de haber tomado la decisión de lucir siempre una linda pieza al tiempo que atesoran con amor un recuerdo inmejorable del ser ausente, sin sentir más dolor.