La afición a los vehículos clásicos sigue presente en Galicia

Por o 17/11/2017 | Sección: Motor
La afición a los vehículos clásicos sigue presente en Galicia

Galicia ha sido siempre un territorio perfecto para los amantes del automovilismo. Muchas son las pruebas que salpican el calendario cada año y que ponen a prueba a cientos de corredores que deciden participar en sus rallies.

Sus curvas no solo hablan de velocidad, también de regularidad e incluso de vehículos clásicos que siguen mostrando a los aficionados cómo se toman las trazadas de las carreteras más propicias para disfrutar de un buen tramo.

Los aficionados gallegos han sido siempre fieles a sus pilotos, pero también a una calidad de organizaciones que han puesto a Galicia en uno de los lugares más altos dentro del ideario colectivo.

Pilotos llegados de toda España y, en muchos casos, internacionales también, han querido participar en alguna de las pruebas que se han disputado en cualquiera de sus provincias.

Sin embargo, en los últimos años se ha notado un ascenso del tipo de pruebas que vuelven a sacar a la carretera vehículos clásicos que recuerdan los grandes momentos de las carreteras de los años 80.

¿Qué seguro de automóvil contratar para asistir a una prueba de un día?

Aunque muchos tenían este tipo de coches en garajes, cuidados, la posibilidad que se ofrece hoy en día de contratar un seguro de auto por dia ha hecho que muchos aprovechen para hacer rutas dentro de clubes que hacen de nuevo rodara a los grandes clásicos del automovilismo.

Pruebas como la Clásica Nocturna de San Cibrao, el Rallie Clásicos Ribera Sacra o incluso la puesta en marcha de Salones del Vehículo Clásico como el que lleva ya siete años celebrándose en Vigo dan buena cuenta del parque móvil que se esconde en esta Comunidad Autónoma, donde aficionados, pilotos y escuderías siguen apostando por no dejar que sus carreteras queden desiertas cada mes de pruebas deportivas, siguen quedando en las cunetas para ver pasar la estela de los vehículos clásicos mejor preparados.

Cada vez son más los jóvenes que, tomando el relevo de sus padres, vuelven a conducir los clásicos en las pruebas gallegas. De hecho, piloto y copiloto no pocas veces son familiares, haciendo de esta afición una tradición incluso familiar.

Noticias de última hora en Vigo

Comentar noticia

Your email address will not be published.