La Guardia Civil investiga a un vecino de Vilagarcía por lesiones y abandono tras un accidente de circulación en Portas

Publicado por o día 17/12/2020 na sección de Galicia,Sucesos,Vilagarcia

La Guardia Civil investiga a un vecino de Vilagarcía por lesiones y abandono tras un accidente de circulación en Portas

La Guardia Civil investiga por un delito de abandono y tres de lesiones por imprudencia a un vecino de Vilagarcía de Arousa tras ausentarse del lugar donde sufrió un accidente de circulación en el que resultaron heridos los dos ocupantes del vehículo contra el que había colisionado.

Los hechos ocurrieron el mes de agosto de este año, en el km. 2,200 de la carretera EP-8004 (Caldas-Vilanoviña), término municipal de Portas, y partido judicial de Caldas de Reis, a raíz de un accidente de circulación consistente en una colisión por alcance de un vehículo a otro que le precedía, y posterior colisión contra otros dos vehículos estacionados.

El conductor del vehículo que supuestamente fue el causante del accidente abandonó el lugar huyendo a pie sin facilitar su identificación. Como consecuencia del siniestro resultaron con lesiones de consideración los tres ocupantes del vehículo alcanzado que precisaron atención médica y rehabilitación.

Las investigaciones realizadas por los efectivos del Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de Pontevedra concluyeron recientemente con la localización del presunto responsable del accidente, un vecino de Vilagarcía de Arousa, de 36 años de edad, que fue investigado penalmente como presunto responsable de un delito de abandono del lugar del accidente y de otros tres presuntos delitos de lesiones por imprudencia grave.

Desde el Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de la Comandancia de Pontevedra se reitera que a partir de la reciente reforma del Código Penal, que entró en vigor el mes de marzo del pasado año, se castiga a quien voluntariamente y sin que concurra riesgo propio o de terceros, abandone el lugar de los hechos tras causar un accidente en el que produzcan fallecidos o lesiones penalmente relevantes.

Si los hechos tuvieran su origen en una acción imprudente del conductor, serán castigados con la pena de prisión de seis meses a cuatro años y privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores de uno a cuatro años.

Si el origen de los hechos que dan lugar al abandono fuera fortuito le corresponderá una pena de tres a seis meses de prisión y privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores de seis meses a dos años.

Las diligencias instruidas se entregaron en el Juzgado de Instrucción de guardia de Caldas de Reis.

Comentar noticia

Your email address will not be published.