La Xunta califica de “chapuza” la sementeira realizada por el Gobierno central tras el dragado de la ría del Burgo y reclama que se cumpla con lo marcado en el proyecto

La Consellería del Mar señala que solo fueron sembradas dos de las cuatro especies existentes previamente a las obras, en menos unidades de las necesarias para una correcta regeneración y por los propios obreros de la obra, sin la cualificación necesaria

de la ría del Burgo y reclama que se cumpla con lo establecido en el proyecto y en su declaración de impacto ambiental. Así lo manifestó la directora general de Desarrollo Pesquero, Marta Villaverde, en el marco de su comparecencia en la Comisión 8 del Parlamento donde criticó que los trabajos se realizaron “in extremis” para cumplir los plazos de ejecución de obra sin importar se atendía al proyectado inicialmente.

Desde la Xunta se recordó que el proyecto de esta actuación fue redactado durante lo Gobierno presidido por Mariano Rajoy y que, aun con todo, el actual Ejecutivo central tardó casi dos años en iniciar la licitación debido a múltiples errores en su tramitación. Unos errores que se vuelven a detectar en el informe de seguimiento ambiental de abril del Miteco que señala que si procede a realizar la sementeira conforme a la declaración de impacto ambiental del proyecto cuando no fue así.

En esta línea, Villaverde señaló que solo fueron sembradas dos de las cuatro especies existentes previamente a las obras, en menos unidades de las necesarias para una correcta regeneración y por el propios obreros de la obra, sin la debida cualificación, ya que los propios mariscadores se negaron a participar por los constantes incumplimientos y deficiencias detectadas. Una actuación que deja este banco marisquero en malas condiciones para su recuperación y tendrá unas consecuencias nefastas para la productividad marisquera en esta zona.

Desde la Consellería del Mar se recuerda que, si bien la obra fue licitada por 40 millones de euros, fue adjudicada finalmente por menos de 27 millones de euros. Un ahorro de más de 13 millones de euros que hace más incomprensible a negativa del Gobierno central de asumir su responsabilidad exclusiva como promotor de estos trabajos de compensar económicamente a las 80 familias afectadas por la paralización de la actividad marisquera.

Apoyo de la Xunta

Marta Villaverde destacó que la Consellería del Mar se está trabajando y apoyando económicamente de cara a poner los medios personales y técnicos para que los bancos marisqueros afectados por las obras de dragado de la ría del Burgo, competencia del Estado, recuperen lo antes posible su productividad y los profesionales puedan volver a la actividad extractiva lo antes posible. En esta línea recordó la colaboración prestada por la Xunta al Ejecutivo central para agilizar la tramitación de las compensaciones y reiteró el respaldo  del Gobierno gallego a las demandas del sector.

Por último, criticó que en plenas elecciones europeas la subdelegada del Gobierno había trasladado a los mariscadores a existencia de nuevos fondos en apoyo de los profesionales y pasados los comicios, nada más se supo. Por eso volvió a reclamar que se cumplan los compromisos adquiridos, tanto en el proyecto, como en la declaración de impacto ambiental como con los propios profesionales afectados.

SIGUENOS EN TELEGRAM

Comentarios (0)
Publicar comentario