La Xunta cierra los borradores de los nuevos currículos educativos a la espera de que el Gobierno del Estado publique los documentos definitivos

Román Rodríguez subraya que Galicia “cumple con su responsabilidad” e insiste en exigir al Ministerio que “asuma la parte que le corresponde, que es aprobar sin más demora el marco estatal, porque ya estamos en el tiempo de descuento”
Publicado por o día 20/02/2022 na sección de Cultura,Galicia,Santiago,Xunta de Galicia

La Xunta cierra los borradores de los nuevos currículos educativos a la espera de que el Gobierno del Estado publique los documentos definitivos

Galicia ha cerrado a día de hoy las líneas generales de la parte autonómica de los currículos educativos de Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato adaptados a la nueva ley de Educación (LOMLOE), y continúa a la espera de que el Gobierno del Estado publique los documentos definitivos con los contenidos que regirán a partir del próximo curso 2022-23.

El conselleiro de Cultura, Educación y Universidad, Román Rodríguez, presidió esta semana la reunión de los 27 grupos de trabajo que llevan meses elaborando la parte autonómica (aproximadamente el 50% del total de los contenidos) de estos currículos, con la participación de más de un ciento de expertos entre docentes e inspectores.

“Con este trabajo -explicó el conselleiro- desde el Gobierno de la Xunta estamos cumpliendo con nuestro deber de adaptar al contexto gallego la propuesta del Ministerio”. “Ahora -añadió- falta que el Ministerio también cumpla con su parte, y publique lo antes posible el marco estatal, porque ya estamos en el tiempo de descuento”. Román Rodríguez se refirió así a que aún quedan unos siete meses de trámites administrativos (incluido el informe del Consello Consultivo de Galicia) antes de la aprobación final de los textos.

Una vez que el Ministerio de Educación publique los reales decretos estatales -únicamente está el de Infantil-, la Consellería de Educación procederá a cotejarlos con los borradores disponibles hasta el momento, un proceso de adaptación que desde la Consellería se llevará a cabo con la máxima celeridad y con el objetivo de tener “nuestra parte totalmente concluida a finales de marzo, siempre y cuando el Ministerio cumpla con la nueva promesa de que van a estar este mes de febrero”. En este sentido recordó que la anterior promesa es que estarían antes de finalizar 2021.

El titular de Educación expresó una vez más su preocupación por esta demora a nivel estatal, que se traduce en “incertidumbres para la comunidad educativa, especialmente para los equipos directivos y los docentes, que tienen que organizar y preparar la parte académica de cada una de las materias, como para las editoriales, que tienen que adaptar los contenidos de los manuales a los nuevos currículos, y las dudas entre los propios alumnos”.

Sin apenas margen para las comunidades

Destacó también que el trabajo llevado a cabo en Galicia en los últimos meses se hizo “con lealtad institucional” y se ajusta a las líneas establecidas en la LOMLOE, pero con la contextualización “de los currículos de cada área o materia a la realidad de Galicia”.

No obstante, el conselleiro puso de manifiesto que los borradores de los proyectos de reales decretos aportados por el Ministerio “cuentan con excesivas enseñanzas mínimas, que no nos dejan margen suficiente a las comunidades autónomas para incorporar los contenidos correspondientes”. Esto es, “deberían ocupar el 50% del horario, pero el contenido es tan extenso que en algunos casos ocuparían casi el 100%”, fue suficiente.

Comentar noticia

Your email address will not be published.