La Xunta interviene en el Castro de Santa María de Cervantes para sacar a la luz un tramo de la muralla

Los trabajos incluyen la excavación y consolidación de 60 metros cuadrados de la estructura, en el área que delimita el yacimiento por el Este
Publicado por o día 08/10/2022 na sección de Educación,Galicia,Lugo

La Xunta interviene en el Castro de Santa María de Cervantes para sacar a la luz un tramo de la muralla

La Consellería de Cultura, Educación, Formación Profesional e Universidades está ejecutando una actuación arqueológica para sacar a la luz parte de la muralla del Castro de Santa María, en el municipio de Cervantes. El delegado territorial de la Xunta en Lugo, Javier Arias, comprobó hoy la evolución de los trabajos que, explicó, supondrán “mejorar el conocimiento, conservación y puesta en valor de este singular yacimiento”.

La intervención cuenta con un presupuesto de 17.800 euros y se centra en la excavación de un tramo de 60 metros cuadrados del sector Este de la muralla que delimita el castro, con el fin de conocer sus características estructurales. También si procede a la consolidación puntual de las estructuras arqueológicas excavadas en los años 90 del pasado siglo.

Previamente, se realizaron tareas de limpieza manual de muros, pavimentos y otros elementos, así como un desbroce en la zona este, que consistió fundamentalmente en eliminar las especies de monte bajo (helechos, silvas, gestas, tojos…) de la superficie de actuación.

Está previsto que el trabajo de campo final en los próximos días, y que en el mes de diciembre esté lista la memoria técnica que documentará los hallazgos y avances realizados.

Características del conjunto

El yacimiento, situado en la parroquia de Santa María del Castro, corresponde a un poblado  minero datado en los siglos I-II de nuestra era. El conjunto está integrado, además, por los restos de explotaciones mineras en su entorno inmediato y por una iglesia y una necrópolis en su croa que se remonta cuando menos al siglo XIV.

Los estudios realizados revelaron numerosos datos sobre el período de transición de las culturas prerromanas al mundo romano, que explotaba los yacimientos auríferos del río Navia y sus afluentes. Las minas son muestra de una interesante tala de explotación a cielo abierto de considerables dimensiones, para aprovechar el mineral aurífero primario, asociado a mineralizaciones de hierro.

El conjunto fue declarado Bien de Interés Cultural en noviembre del año 2019. Desde entonces, la Consellería lleva invertidos cerca de 34.000 euros en su investigación y mantenimiento.

Comentar noticia

Your email address will not be published.