¿Las empresas se han adaptado a la nueva ley de teletrabajo en España?

Publicado por o día 14/03/2021 na sección de Empresas

teletrabajoDebido a la llegada del Coronavirus, el teletrabajo en España ha crecido significativamente pasando a convertirse en la nueva modalidad de trabajo para más de un tercio de los empleados. Por este motivo, merece la pena conocer la legislación teletrabajo a fondo, y saber si las empresas de España se han adaptado a esta nueva ley.

Históricamente el trabajo a distancia nunca fue la primera elección para las empresas, pero debido a la pandemia esto ha cambiado significativamente. Pero, debes tener en cuenta que se han aprobado nuevas leyes de emergencia para regularlo de una forma efectiva.

¿Cuáles son los puntos clave de esta nueva ley?

Existen diferentes puntos clave que las empresas deben considerar a la hora de implementar la nueva ley del trabajo a distancia de una forma correcta. Los puntos clave son los siguientes:

¿Qué se considera teletrabajo según la nueva normativa?

Se debe tener en cuenta que únicamente el trabajo que se desarrolle a distancia durante un mínimo de 30% de la jornada se verá reconocido como tal. Por lo tanto, solo se considerarán teletrabajadores aquellos que cumplan con una jornada a tiempo completo de 40 horas semanales.

Las empresas podrán ofrecer un día de trabajo fuera de la oficina, sin tener que cumplir con el resto de las obligaciones que fija la ley. Este porcentaje se aplica de igual forma a los contratos a tiempo parcial.

Debe ser voluntario y acordado por escrito

Es importante que el teletrabajo no puede ser una imposición al trabajador y tampoco puede ser obligador por la empresa. Este tipo de trabajo siempre se desarrollará de forma voluntaria, y siempre debe ser formalizado por escrito, y negarse a teletrabajar no puede ser una causa de despido.

Según la nueva norma se debe establecer el inventario de los equipos y herramientas para el trabajo a distancia. La relación de gastos del trabajar en remoto, así como, los horarios de trabajo y las reglas de disponibilidad.

También será importante que se establezcan los detalles del trabajo presencial y a distancia, el lugar donde se llevará a cabo. Por otra parte, es importante que se incluya la duración del acuerdo y los plazos para volver a la situación de presencialidad.

Mismos derechos y flexibilidad horaria

Es importante tener en cuenta que los teletrabajadores ostentarán los mismos derechos que si estuvieran trabajando de forma presencial. No pueden sufrir ningún tipo de perjuicio en ninguna de sus condiciones laborales.

De la misma manera el trabajo presencial se deberá llevar a cabo con un registro de horario con el inicio y la finalización de la jornada. La ley establece el derecho a flexibilizar el horario del teletrabajador siempre que se cumpla con los tiempos establecidos en el acuerdo y que se respeten los descansos.

Gastos y derecho a la desconexión

Es importante tener en cuenta que la dotación y el mantenimiento de los medios, equipos y herramientas necesarios para desarrollar la actividad deben ir sufragados y compensados por la empresa. Por lo cual, no podrá suponer un coste extra para el trabajador.

Por otra parte, se establece el uso limitado de los medios tecnológicos de comunicación con períodos de descanso. Las empresas deberán establecer sus propios mecanismos para garantizar la desconexión laboral.

Peso del convenio colectivo

La ley otorga una gran importancia a la negociación colectiva, y se dará a través de un mecanismo para ejercer los derechos de los teletrabajadores. Los convenios colectivos podrán establecer las funciones del teletrabajador.

Se deberá garantizar al menos el 50% del horario laboral presencial, y mientras dure la excepcionalidad del COVID-19, cuando se aplicará nuevamente la legislación laboral normal. El funcionariado de las Administraciones Públicas se excluye de esta normativa.

Comentar noticia

Your email address will not be published.