Las ventajas de los créditos rápidos frente a los préstamos personales

Los créditos rápidos son una alternativa que en los últimos años está causando furor, y es que nos ofrecen una gran cantidad de ventajas sobre los habituales préstamos personales bancarios que vale la pena que tengamos en cuenta.
Publicado por o día 04/08/2017 na sección de Economía

A la hora de solicitar un préstamo personal, habitualmente empezamos a recorrer bancos, uno tras otro, para que siempre nos digan lo mismo, que básicamente es que tan sólo prestan dinero a los que ya tienen dinero, de manera que nos sentimos en un limbo que nos impide avanzar y, a la vez, no somos capaces de comprender. Sin embargo, los créditos rápidos llevan ya varios años salvándonos de las hipocresías de este tipo, y es que se han convertido en la mejor alternativa para conseguir dinero rápido y sin calentamientos de cabeza. Os mostramos algunas de las principales ventajas de los créditos rápidos frente a los préstamos personales.

Consigue el dinero en el menor plazo de tiempo posible

En el momento en el que tenemos una avería en el coche y no lo podemos sacar hasta satisfacer la factura, un electrodoméstico se nos estropea y no podemos esperar a la siguiente nómina para arreglarlo o cambiarlo por otro nuevo, tenemos que hacer frente a una factura médica imprevista, etcétera, no es precisamente el momento idóneo para ponernos a buscar un préstamo personal que nos ayude a satisfacer estos gastos adicionales que han surgido de repente y que han roto por completo nuestro presupuesto.

En el caso de que vayamos a solicitar un préstamo personal a un banco, lo primero que nos van a solicitar es la realización de un montón de papeleo, y aparte deben estudiar el caso y realizar cientos de procesos de alto secreto para al final acabar denegándote el dinero, con lo que tan sólo habréis perdido el tiempo y de la forma más absurda.

De hecho, lo que necesitamos es que alguien nos facilite el dinero en un plazo mínimo de tiempo, y esto es posible gracias a empresas  de minicréditos urgentes de Ferratum, las cuales nos pueden facilitar una interesante cantidad de dinero en el menor plazo de tiempo posible, de manera que incluso en menos de una hora tendremos en nuestra cuenta bancaria todo lo que necesitamos para satisfacer ese imprevisto que nos han surgido.

No hay nada como poder disfrutar de dinero adicional de forma tan rápida, pero lo cierto es que los créditos rápidos también nos ofrecen otras ventajas como las que vamos a ver a continuación.

Tu préstamo sin papeleos, sin nóminas y sin avales

Además de la velocidad con la que podremos tener el dinero a nuestra disposición, también tendremos la posibilidad de acceder a créditos rápidos de creditosrapidos.net, los cuales están especialmente pensados para aquellas personas que verdaderamente necesitan el dinero en este momento, es decir, los que por cualquier razón se han visto sin empleo en un momento dado y es cuando necesitan obtener unos ingresos adicionales que puedan devolver en cómodas mensualidades.

No hay ningún banco que ofrezca créditos personales sin nómina, por lo que las personas sin trabajo, según los bancos, no tienen derecho a recibir préstamos dinerarios, pero a través de estos sistemas de créditos rápidos podéis ver que las cosas se pueden solucionar de una forma mucho más rápida de lo que podamos imaginar.

Pero además de no pedir nómina, muchos de los créditos rápidos también van a contar con otras ventajas como el hecho de que no vamos a tener que realizar largos papeleos, sino que tan sólo rellenaremos un impreso con algunos datos básicos acerca de nosotros y del préstamo que vamos a solicitar, lo cual podremos llevar a cabo en apenas unos minutos, y en pocos minutos más, ya recibiremos la contestación y dispondremos del dinero en nuestra cuenta bancaria.

Y otro aspecto muy interesante es que tampoco vamos a tener que avalar con nuestras propiedades. Es decir, lo primero que nos pide un banco a la hora de solicitar un préstamo es que avalemos con algo que tenga mucho más valor que el préstamo que hemos solicitado. Sin embargo, en este caso no se nos va a solicitar ningún tipo de aval, con lo que podremos estar mucho más tranquilos a la hora de presentar nuestra solicitud.

Eso sí, hay que tener muy claro que el no presentar un aval no significa que podamos permitirnos no devolver el dinero, ya que hablamos de préstamos personales que se hacen a nombre de la persona, de manera que responderemos con nuestras propiedades en el caso de que no hiciésemos efectivo el pago de las cuotas. Así que es esencial que, antes de solicitar un crédito, estudiéis bien todo lo relacionado y los informéis a través de CreditosRapidos.net donde encontraréis información muy interesante y que os ayudará a tomar una decisión acertada en cada caso.

Pero seguimos con las ventajas de los créditos rápidos frente a los préstamos personales bancarios, y otro de los detalles que también os va a encantar es que, si figuramos en alguna lista de morosos como por ejemplo el ASNEF, esto tampoco será impedimento para pedir un préstamo. Con lo cual, los créditos rápidos están especialmente junto a nosotros en los momentos que más los necesitamos, es decir, cuando no tenemos trabajo, cuando ha surgido un imprevisto que ha generado un gasto que rompe por completo nuestro presupuesto, cuando hemos perdido nuestras propiedades, o incluso cuando tenemos alguna deuda que no hemos satisfecho por la razón que sea.

Y por supuesto, las cantidades que podremos solicitar no son tan altas como en el caso de los préstamos bancarios, pero habitualmente podremos pedir importes desde los 150 € hasta unos 10.000 €, con lo cual podréis observar que prácticamente nos van a cubrir en todos los sentidos de todas las situaciones en las que nos podamos encontrar.

Así que ya sabéis, si los bancos os han cerrado las puertas, los créditos rápidos ponen a vuestra disposición un montón de posibilidades para poder salir de cualquier dificultad en la que os encontréis.