Lo peor de la política y del PP queda en evidencia con el escándalo de la supresión del laboratorio del nuevo hospital de Vigo

Publicado por o d√≠a 13/04/2015 na sección de Opini√≥n,Opini√≥n de Pedro Larrauri

Lo peor de la política y del PP queda en evidencia con el escándalo de la supresión del laboratorio del nuevo hospital de Vigo

¬† El pasado mi√©rcoles asist√≠ en el Auditorio del Ayuntamientro de Vigo a¬†una reuni√≥n cient√≠fica y reivindicativa sobre la decisi√≥n de la Xunta de suprimir el Servicio de Laboratorios en el nuevo Hospital de Vigo. Varios profesionales expusieron abundantes datos y experiencias que no dejaban lugar a dudas: lo que el PP va a hacer causar√° muchos problemas, aumento de la complejidad, limitaciones, retrasos diagn√≥sticos, riesgos para la salud… y adem√°s resultar√° m√°s caro. Los presentes no se explicaban por qu√© el gobierno gallego ha tomado esa decisi√≥n.

¬† ¬†Los que lean lo que sigue lo entender√°n. Aunque probablemente se cabreen un poco al saberlo… O un mucho.

¬† ¬†Parece que en este pa√≠s se ha hecho costumbre que, una vez firmado el pliego de condiciones entre la Administraci√≥n y una empresa privada para desarrollar una obra p√ļblica, y tras empezar la construcci√≥n, la empresa alega complicaciones o sobrecostes, y exige renegociar el dinero a cobrar. Y los pol√≠ticos implicados, al considerar imprescindible la finalizaci√≥n de la obra (para inaugurarla antes de las elecciones, habitualmente), aceptan (con procedimientos de urgencia y m√°s opacos de lo habitual) aportar m√°s dinero a la empresa privada (con los consiguientes porcentajes de beneficios que se pueden repartir entre ellos); o bien, si la Administraci√≥n no tiene dinero (o no quiere emplearlo en eso), lo que suelen acordar es reducir el proyecto de construcci√≥n, manteniendo el coste anterior, con lo que la empresa tambi√©n obtiene un gran beneficio al ahorrase muchos millones en gastos de material y personal…

Los vigueses bien informados¬†tenemos muy presente un ejemplo paradigm√°tico de ese tipo de abusos: lo que ocurri√≥ con la construcci√≥n del Auditorio. La empresa Sacyr firm√≥ un contrato para construir el Palacio de Congresos de Vigo por 85,7 millones de euros. Pero tras empezar la obra el a√Īo 2006, la paraliz√≥ alegando un desfase presupuestario, y exigi√≥ recibir un total de 155 millones para terminarla. Algunos t√©cnicos del Concello aconsejaron rescindir el contrato y hacer otro concurso; pero en marzo de 2008 Abel Caballero anunci√≥, vendi√©ndolo como un gran logro personal, que hab√≠a firmado un nuevo acuerdo con Sacyr por el que se manten√≠a el precio inicial pactado con el Ayuntamiento, modificando √ļnicamente, seg√ļn sus palabras, “algunas caracter√≠sticas accesorias de la obra”.

¬† ¬†La chapuza final del Auditorio no tiene nada que ver con el proyecto inicial, y est√° suponiendo un descr√©dito para Vigo y una ruina que pagamos todos los vigueses. Los datos son elocuentes: se redujeron 45.000 m2 de construcci√≥n, especialmente zonas destinadas a locales comerciales (que de hecho no existen); la altura final del edificio pas√≥ de 42 a 32 metros; de las tres plantas subterr√°neas de garajes proyectadas s√≥lo se hizo una (y las 850 plazas de aparcamiento se quedaron en 325); no se hizo la sala secundaria para congresos y reuniones, ni la zona de cines, ni qued√≥ sitio para poner la Biblioteca del Estado; la sala principal se qued√≥ sin foso para la orquesta; no se consigui√≥ una buena ac√ļstica; se juntaron demasiado los asientos, sin dejar espacio para los pies‚Ķ Caballero sucumbi√≥ ante las presiones de las empresas concesionarias. ¬ŅPor qu√©? Debe tenerse ¬†que detr√°s de esas empresas estaba el amigo del alcalde Julio Fern√°ndez Gayoso, ahora imputado por las irregularidades cometidas al frente de Caixanova que tan caras nos salieron a los gallegos. El sistema de financiaci√≥n por concesi√≥n a ese grupo de empresas privadas¬†est√° suponiendo para las arcas del Concello muchos gastos, que se prolongar√°n muchos a√Īos.¬†En 2012¬†Vigo tuvo que pagar 5 millones de euros m√°s a Sacyr; y el Hotel Carr√≠s, instalado en ligaz√≥n con el Auditorio, tuvo que cerrar el a√Īo pasado, y ha reclamado 9 millones al Concello y a la Concesionaria por incumplimiento de sus compromisos. Adem√°s, el alcalde prolong√≥ hasta 60 a√Īos la concesi√≥n de la explotaci√≥n… condicionando irresponsablemente (como acostumbran a hacer todos los pol√≠ticos) los gastos de las futuras generaciones de vigueses.

   Pero volvamos al Nuevo Hospital de Vigo.

¬† ¬†Hace m√°s de 10 a√Īos el Gobierno de Galicia decidi√≥ que era necesario hacer un nuevo Hospital en nuestra ciudad. Todav√≠a estamos esperando que se inaugure. El a√Īo 2005 ya estaba decidida su ubicaci√≥n en terrenos de las parroquias de Beade y de Valladares, e inicialmente¬†se estim√≥ su coste en 200 millones de euros. El gobierno bipartito (socialistas y nacionalistas) aprob√≥ en 2006 el plan funcional del NHV, y en 2008 un proyecto arquitect√≥nico b√°sico. L√≥gicamente inclu√≠a un √°rea para el Servicio de Laboratorios. El gobierno del PP, que lleg√≥ al poder en 2009, revis√≥ esos planes, realiz√≥ las expropiaciones, y en enero de 2011 adjudic√≥ las obras de construcci√≥n del NHV a un consorcio de empresas privadas. Con esa decisi√≥n, lo que pod√≠a haber costado al erario p√ļblico unos 450 millones de euros, lo pagaremos los gallegos durante 20 a√Īos y nos costar√° al final cuatro o cinco veces m√°s: cerca de 2.000 millones de euros. Todos sabemos que esas concesiones (llamadas c√≠nica y eufem√≠sticamente “colaboraci√≥n p√ļblico-privada”)proporcionan millonarios beneficios a los poderosos empresarios y financieros, y a sus amigos, entre los que se encuentran los mismos pol√≠ticos que las conceden…

¬† ¬†Pero la empresas privadas a las que el Gobierno de Feij√≥o hab√≠a concedido el contrato de construcci√≥n pasaron por dificultades econ√≥micas, debido a que las entidades financieras que estaban detr√°s de esas constructoras, Bankia y otras Cajas, hab√≠an quebrado (por la mala gesti√≥n de los pol√≠ticos que las hab√≠an invadido), y¬†las obras ¬†del NHV se paralizaron en verano del 2012. Lo l√≥gico hubiera sido que, en base a los incumplimiento de los pliegos de condiciones de la Licitaci√≥n del NHV por parte de la Concesionaria, la Xunta¬†denunciara el contrato y retornara al proyecto inicial de financiaci√≥n p√ļblica a trav√©s de la Sociedade P√ļblica de Investimentos de Galicia (SPI) con el apoyo financiero del Banco Europeo de Inversiones.

¬† ¬†Pero el empecinamiento ideol√≥gico y los compromisos inconfesables de Feijoo, convertido en reh√©n de la Concesionaria (en la que ten√≠an intereses directos altos cargos del PP, como Agust√≠n Hern√°ndez, exconsejero del PP y alcalde de Santiago, o Telmo Mart√≠n, empresario de la contrucci√≥n, diputado y exalcalde de Sanxenxo) explican que no tomara la decisi√≥n que deb√≠a tomar. Y lo que hizo fue re-negociar con las empresas concesionarias, ofreci√©ndoles reducir los costes de construcci√≥n recortando el proyecto arquitect√≥nico: con lo que el √°rea del Laboratorio (entre otras) desapareci√≥. Adem√°s, la Xunta solicit√≥ un cr√©dito al Banco Europeo de Inversiones (BCI) por 180 millones de euros para ayudar a financiar la obra, incumpliendo de nuevo el contrato de Licitaci√≥n que especificaba que la financiaci√≥n¬†era a riesgo y ventura de la Concesionaria. Al final, el beneficio para las empresas ser√° mucho mayor del que so√Īaban obtener inicialmente, pues cobrando el mismo dinero van a tener que invertir y que trabajar mucho menos.

¬† ¬†Para suplir esa carencia, el gobierno del PP decidi√≥ habilitar una zona del Hospital de Meixoeiro, que est√° a unos 10 Kil√≥metros de distancia del nuevo, para instalar all√≠ los laboratorios que prestar√°n sus servicios al nuevo Hospital. Y el NHV s√≥lo contar√° con un peque√Īo laboratorio para pruebas b√°sicas de Urgencias. Dieron el visto bueno los “expertos asesores” del Sergas y de la Xunta (todos puestos a dedo no por sus m√©ritos o capacidad, sino por afinidades pol√≠ticas) sin contar con la opini√≥n de los profesionales.¬†Desde el punto de vista m√©dico y de gesti√≥n no hay ninguna duda de que esa decisi√≥n es negativa y perjudicial.

¬† ¬†Si el caso del Auditorio ya es cabreante porque nuestro alcalde fue el responsable de una gran chapuza y nos hizo perder mucho dinero que se pod√≠a haber empleado en arreglar los muchos problemas graves que tenemos, en el caso del Nuevo Hospital de Vigo al cabreo que supone que el dinero de todos vaya a los bolsillos de financieros y pol√≠ticos se a√Īade los perjuicios para nuestra salud que van a ocasionar las decisiones tomadas, y que los que las tomaron fueron conscientes de ese efecto m√≥rbido o letal. Mientras todos los m√©dicos expertos afirmaban el otro d√≠a que ubicar los Laboratorios fuera del Hospital causar√° limitaciones y har√° el trabajo m√°s complejo, m√°s costoso y con m√°s riesgos potenciales, a Feij√≥o¬†parece que no le importan nada los perjuicios que va a ocasionar a los profesionales y a los ciudadanos gallegos del √°rea sanitaria de Vigo, y va por ah√≠ justific√°ndose c√≠nicamente y declarando estupideces como que¬†lo importante es que las anal√≠ticas urgentes se analicen en el propio Hospital.

   Cada vez veo más claro que esa casta de políticos corruptos que nos está gobernando (del PP, y también del PSOE y de otras siglas) debe ser derrocada cuanto antes: por dignidad, por nuestro bienestar, y ahora creo que también por nuestra supervivencia.

Opinión por  Pedro Larrauri. Plataforma Xuntos. Médico Traumatólogo. Vigo.