Nuevos propósitos para perder peso en 2015

Publicado por o día 01/12/2014 na sección de Salud

Nuevos propósitos para perder peso en 2015

Se acerca el 2015 y con él nos marcaremos nuevas metas llenas de buenos propósitos. Entre esos propósitos seguro que no va a faltar empezar a hacer ejercicio de forma regular y perder un poco de peso.

Hacer ejercicio y perder peso son dos cosas que van cogidas de la mano, muchas veces fallamos con el propósito de perder peso debido a que nos ceñimos únicamente a reducir la cantidad de comida que comemos, dejando totalmente de lado el ejercicio físico, cuando si hacemos las dos cosas conseguiremos alcanzar nuestros propósitos de una forma mucho más sencilla de la que nos imaginamos.

Cuando empezamos a hacer deporte (si antes no lo hacíamos de forma regular) debemos de empezar poco a poco, los primeros días debemos familiarizarnos con lo que vamos a hacer. Por ejemplo si deseamos correr 5 kilómetros, los primeros días estaría bien hacer el recorrido caminando, después intercalamos caminar y correr, y por ultimo ya los hacemos corriendo. Lo mismo se puede aplicar cuando empezamos en el gimnasio, nos debemos habituar poco a poco. Si el primer día entrenamos por encima de nuestras posibilidades no nos quedarán ganas de volver. Es muy importante que veamos el ejercicio como algo positivo, no como un castigo.

En cuanto a la nutrición debemos de seguir unas pautas similares. No debemos de cambiar en exceso nuestra alimentación de un día para otro. Una de los errores más comunes con los nuevos propósitos es que empezamos nuestras nuevas dietas con mucha energía, y pasamos más hambre de la que debemos. Esto se traduce en que cuando nos cansemos de hacer dieta se producirá un efecto rebote, que hará que ganemos más quilos de los que habíamos perdidos.

Esto lo podemos corregir empezando poco a poco, en vez de cortar la cantidad de comida de forma extrema, podemos empezar por cambiar nuestros hábitos a la hora de cenar haciendo cenas ligeras. Solo con este cambio ya estaremos introduciéndonos en el camino correcto, ya que normalmente tenemos tendencia a cenar mucho más de lo que necesitamos. Del mismo modo pasaremos a hacer comidas menos copiosas, y, poco a poco, estaremos acostumbrando a nuestro organismo a una cantidad de comida que es la que realmente necesita, ya que como comentaba más arriba tenemos tendencia a comer mucho más de lo que necesitamos.

Siguiendo estos sencillos consejos conseguirás alcanzar tus nuevos propósitos sin perderte por el camino.