¿Qué gastos conlleva la notaría en una hipoteca?

Comprar una nueva vivienda es dar un paso fundamental en un proyecto familiar. Es el momento en el que adquirir un espacio al que llamar hogar y sobre donde cimentar las bases para el futuro. Hablamos de un punto de no retorno en el que se ponen todas las esperanzas e ilusiones para lo que está por venir. En cualquier caso, al margen de todo lo relativo al aspecto emocional, firmar una hipoteca conlleva también una serie de gastos y trámites que, en ocasiones, pueden ser ciertamente tediosos.

En este sentido, hablamos sobre todo de aquellos gastos con los que en un principio no se cuenta por puro desconocimiento, pero que después son una inesperada sorpresa para los compradores del inmueble. En todo el proceso hay cantidades que abonar y gestiones que llevar a cabo, pero hoy vamos a centrarnos en los gastos notaria hipoteca. ¿Por qué? Porque se trata de un punto primordial en la compra de una casa y en el que todavía existen ciertas dudas sobre qué gastos se deben hacer frente pese a que hay doctrina legal al respecto.

Cuando hablamos del papel de una notaría en la compraventa de un inmueble, aparecen conceptos técnicos como la tasación, el registro u otros aspectos como los impuestos. En este sentido, conviene conocer con cierto detalle cada uno de estos puntos para saber qué gastos debe afrontar el comprador, cuáles se reparten con el banco con el que se firma la hipoteca, y cuáles debe hacer frente únicamente la entidad bancaria. ¿Qué gastos surgen con la notaria a la hora de cerrar una hipoteca?

Gastos de tasación

Uno de los primeros pasos para fijar el precio de la vivienda a comprar, es la tasación. Es el trámite a través del cual el banco conocerá el valor real del inmueble que entrará en la operación. Se trata de un paso obligatorio para formalizar una hipoteca puesto que la cantidad a abonar por la casa, lógicamente, debe aparecer reflejada previamente. Por norma general, existen empresas de tasación con profesionales especializados para examinar el inmueble y establecer un valor económico.

Eso sí, dependiendo de la comunidad autónoma en la que nos encontremos, este valor surgido de la tasación de la vivienda puede repercutir a posteriori sobre el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales. En ese caso, dicho de otro modo, el gasto de tasación correrá a cargo del comprador.

Gastos de gestoría

Otra entidad que interviene en el proceso hipotecario es la gestoría. Hablamos de una figura también imprescindible en la compra de una vivienda puesto que cumple labores propias de liquidación de impuestos, entre otras funciones. El gasto lo establecerá el profesional en cuestión, pero las cifras entre las que se suele mover esta cantidad no suelen superar los 300€. De nuevo, el comprador será el que hará frente a esta inversión para dar un paso más hacia la hipoteca.

Gastos de notaría

Podría decirse que la notaría es uno de los puntos de referencia para firmar una hipoteca, puesto que es en ella donde se dará fe de las escrituras y del acuerdo alcanzado entre comprador y vendedor para la venta del inmueble. El gasto de notaría, sin embargo, no dependerá del precio que fije la misma, sino que el coste está fijado por el Gobierno, aunque puede variar dependiendo la cantidad total reflejada en la hipoteca.

Por ejemplo, si se firma la compraventa de la casa por 100.000€, los gastos de notaría quedarían en una cantidad cercana a los 650€. De nuevo, es un gasto que resulta imprescindible para dar validez a toda la operación.

Gastos para el registro de la propiedad

Para confirmar de forma pública y oficial la compraventa de la vivienda y que existe un nuevo propietario titular, las escrituras deben inscribirse en el registro de la propiedad. Es un trámite obligatorio ya que es la única forma legal de demostrar que se posee la propiedad del inmueble. Al igual que los gastos de notaría, este registro también conlleva un gasto fijado por ley y que depende del precio final.

Si nos atenemos de nuevo al ejemplo de una compra de un inmueble por 100.000 euros, el gasto por el registro de la propiedad ascendería hasta los 170€ aproximadamente.

Gastos por impuestos

Como en cualquier transacción mercantil o comercial, la compraventa de una vivienda y la firma de una hipoteca no están exentas de impuestos. Si nos centramos en una notaría, hablamos del Impuesto de Actos Jurídicos Documentados que, por otro lado, está fijado por las propias comunidades autónomas, cada una con sus respectivos parámetros. La cantidad variará dependiendo del lugar, pero sí es cierto que siempre se verá reflejado el tipo de gravamen sobre la responsabilidad hipotecaria que puede encontrarse entre el 0,5 y el 1,5% del total.

Más gastos relacionados con una hipoteca

La firma de una hipoteca destaca, como hemos podido ver, por llevar asociados una gran cantidad de gastos adicionales. También podemos añadir las comisiones de apertura, gastos de cancelación si se da el caso, posible ampliación de la hipoteca… En cualquier caso, los únicos que de verdad sí corresponden a quien compra la vivienda son, como hemos comentado, la tasación inicial, el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y una parte del gasto de notaría.

Noticias de última hora en Vigo. Te contamos todo lo que sucede en nuestra ciudad. Desde los sucesos más relevantes hasta artículos de opinión y de interés.

SIGUENOS EN TELEGRAM

Comentarios (0)
Publicar comentario