¿Qué son las escobillas del limpiaparabrisas y cuándo cambiarlas?

Las escobillas del limpiaparabrisas son elementos que permiten eliminar los excesos de lluvia, polvo o nieve, que pueden alterar la visibilidad y tener una imagen borrosa del tráfico. Para ello necesitarás unas buenas escobillas.

Si pierdes visibilidad al conducir esto podría generar accidentes de tráfico, por lo que es mejor conocer bien las escobillas. Así que, te invito a que sigas leyendo atentamente este post, porque encontrarás toda la información que necesitas para conocerlas mejor y así evitar inconvenientes.

la imagen de los cepillos más limpios es de www.recambioscoche.es

¿Cómo están compuestos los limpiaparabrisas?

Las escobillas del limpiaparabrisas son únicamente el elemento final que eliminará los residuos que obstaculizan la conducción. Sin embargo, para que funcionen el sistema limpiaparabrisas cuenta con las siguientes partes:

  • Brazo: es el que transfiere el movimiento del motor a la escobilla.
  • Conectores: estos tienen la función de enlazar la escobilla con el brazo.
  • Flexores de muelle: estas piezas permiten que la escobilla se mueva lo necesario para quitar los residuos.
  • Elemento de goma: está ubicado al borde de la escobilla, siendo la parte que contacta con el vidrio, y que permite que la escobilla se deslice sin rayar el vidrio.
  • Spoiler: este elemento va en el parabrisas y mejora la aerodinámica de la escobilla cuando se conduce a altas velocidades.

¿Qué tipos de escobillas existen?

Básicamente al hablar de escobillas para el limpiaparabrisas nos encontramos con tres tipos diferentes, las cuales son:

  • Convencionales: estas tienen entre 4 y 8 puntos de presión entre la escobilla y el parabrisas, y son las más comunes.
  • Planas: cuentan con flexores metálicos y su estructura de perfil es similar a la longitud de la escobilla, haciendo que tenga mayor discreción y menor bloqueo visual.
  • Híbridas: son una combinación de las dos anteriores, y tienen unas buenas propiedades aerodinámicas al mismo tiempo que un aspecto discreto. En estas el spoiler se ubica a lo largo de la escobilla, lo que reduce el ruido del viento al conducir.

¿Cuándo cambiar las escobillas?

Existen varios indicadores de que las escobillas no se encuentran en buen estado y que requieren un cambio. Dentro de los principales a considerar tenemos:

  • Ruidos en el parabrisas que se pueden deber a la antigüedad de la goma.
  • No barren bien el parabrisas obstaculizando la visibilidad.
  • Puedes notar grietas o desgaste en la goma de las escobillas.
  • Tienen mucho tiempo desde que las instalaste.

Ten en cuenta que la vida útil de las escobillas dependerá en gran medida de los cuidados que les proporciones. Durante el verano siempre debes mantener tu coche en la sombra o en el garaje, porque la luz directa del sol puede hacer que la goma se deteriore rápidamente.

¿Qué hacer con las escobillas en invierno?

Para que puedas proteger la goma de las escobillas de las heladas, puedes dejarlas levantadas durante la noche. En caso de que no puedas hacerlo, coloca un tapón de corcho debajo de las escobillas para que no se queden pegadas dentro del hielo.

No debes intentar descongelar los cristales con el limpiabrisas, porque podrías causar graves daños al parabrisas. En todo caso, lo mejor es que uses el sistema de climatización de tu coche, y cuando el hielo se derrita, será el momento de usar las escobillas para retirarla.

Recuerda que, para que las escobillas sean eficientes, debes limpiarlas cada dos meses o menos, con un paño limpio humedecido con alcohol o limpiacristales. No se recomienda el uso de agua del grifo en el depósito del limpiaparabrisas, ni anticongelante o detergente lavaplatos, porque podrías terminar por dañar todo el sistema.

SIGUENOS EN TELEGRAM

Comentarios (0)
Publicar comentario