Rueda destaca que la Xunta invertirá más de 23,5 M€ para reforzar la seguridad viaria en 130 tramos a lo largo de más de 500 kilómetros de carreteras autonómicas

El Consello da Xunta autorizó la Estrategia de actuación en tramos de concentración de accidentes y tramos de alto potencial de mejora para el período 2024-2027 que contará con un 62% más de presupuesto que la anterior

El presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, informó hoy de que la Xunta va a invertir “23,5 M€ a reforzar la seguridad viaria en 130 tramos a lo largo de más de 500 kilómetros de carreteras autonómicas”.

Para eso, el Consello da Xunta le dio hoy luz verde a la Estrategia de actuación en tramos de concentración de accidentes y tramos de alto potencial de mejora en vías autonómicas para el período 2024-2027. Estas intervenciones serán cofinanciadas en un 60 % con Fondos Feder, para lo cual la Xunta ya dispone de una de estas líneas de financiación asignada. Los 23,5 M€ suponen, según indicó Rueda, un incremento del “62% del presupuesto” respecto de la anterior Estratexia 2016-2020.

Tal y como explicó el presidente, el Gobierno gallego está trabajando para poder comenzar este año la ejecución de actuaciones consideradas menores y avanzar en la contratación de la redacción de los proyectos que requieren de una tramitación más larga, de modo que se desarrollen las obras en esta legislatura.

El objetivo es continuar incrementando la seguridad viaria en las carreteras autonómicas, una prioridad para la Xunta. Este propósito va en la línea del Plan de seguridad viaria de Galicia 2022-2025, que establece como principio la ‘Visión 0’, es decir, buscar un horizonte en que no haya víctimas de accidentes de tráfico a largo plazo.

Eliminación de tramos de concentración de accidentes

En el marco de la estrategia hoy autorizada, el Gobierno gallego prevé destinar una inversión de cerca de 6,5 M€ a actuaciones de mejora de la seguridad en 21 trechos de concentración de accidentes, que se extienden a lo largo de 33,7 km de carreteras.

Una vez identificados los trechos de concentración de accidentes de la Red autonómica de carreteras, que son los intervalos en que se producen más siniestros, se diseñan actuaciones eficaces para reducir las víctimas de accidentes. Así, por ejemplo, en estos tramos se acometen “reformas de intersecciones, calmados de tráfico o mejoras de pasos de cebra”, entre otras acciones.

Estas intervenciones le darán continuidad a las ejecutadas en la primera estrategia, que entre los años 2016 y 2020 permitió reducir la siniestralidad en un 60 % en los trechos en que se actuó.

Hace falta recordar que en la primera estrategia de eliminación de tramos de concentración de accidentes se intervino en 52 puntos negros, para lo cual se movilizó una inversión de 14,4 M€. De manera más concreta, se reformaron 119 intersecciones viarias, se construyeron 24 nuevas rotondas y se mejoraron 138 pasos de cebra.

Carreteras que perdonan

Por otra parte, para el período 2024-2027 también se programan obras en 109 trechos de alto potencial de mejora que se desarrollan a lo largo de 480,41 km de vías autonómicas, para lo cual se dirigirá un presupuesto de más de 17,2 M€.

Se trata de la eliminación de obstáculos en las vías autonómicas con el fin de conseguir ‘carreteras que perdonen’ los errores que puedan cometer los conductores y dar una segunda oportunidad de volver a la calzada.

Las obras previstas para conseguir este objetivo, según indicó el presidente, engloban “mejoras del firme”, optimización de la señalización y el balizamiento, “mejora de los sistemas de contención, refuerzo de la iluminación en pasos de cebra”, mejora del trazado e intersecciones o acondicionamiento de márgenes.

SIGUENOS EN TELEGRAM

Comentarios (0)
Publicar comentario