¿Dónde invertir los ahorros en 2019?

Publicado por o día 18/02/2019 na sección de Economía

¿Dónde invertir los ahorros en 2019?

El 2018 ha sido un año de turbulencias en la Bolsa y se espera que el 2019 siga el mismo camino. Los intereses que ofrecen los bancos son muy bajos o inexistentes y surge la duda sobre si es mejor guardar el dinero en el colchón, invertir a largo plazo u optar por la formación en trading y aventurarse en inversiones a muy corto plazo, a veces incluso días.

A finales del 2018 varios economistas coincidían en que el 2019 será un año de crisis económica y de fluctuaciones en Bolsa, lo que no implica que no se puedan obtener beneficios con un riesgo bajo o aceptable si se tienen los conocimientos y las herramientas de análisis necesarias. El cese de inyección de capital a los bancos produce el fin de la amortiguación de los vaivenes bursátiles que se había venido experimentando desde que comenzara la crisis en el 2008.

Este fenómeno no tiene nada de extraordinario. La dureza del 2019 para el pequeño ahorrador se debe a que las inversiones presentarán resultados marcados, tanto si se habla de pérdidas como de ganancias. Por si fuera poco, muchos bancos no ofrecen renta fija a los nuevos inversores. El consejo de no poner todos los huevos en la misma cesta o, lo que es lo mismo, diversificar las apuestas, se hace complicado para quien logra ahorrar una pequeña cantidad de dinero y desea asegurar un crecimiento que, por lo menos, supere la inflación. Porque el dinero parado seguirá perdiendo poder adquisitivo durante un tiempo, o al menos eso nos advierten.

Ante tal panorama, frente a los inversores propiamente dichos se está imponiendo la figura del trader, especializado en compra y venta de papel con la intención de obtener ganancias, pero en plazos muy cortos, lo que supone un riesgo menor que una inversión a años vista.

Un trader o profesional del trading suele tener formación tanto en Ciencias Económicas como en Matemáticas, en especial en Estadística. Los bancos suelen tener en plantilla tanto a traders como a brokers, dos profesiones relacionadas aunque no iguales. El broker o corredor de bolsa hace de intermediario entre compradores y vendedores, cobrando una comisión por las operaciones realizadas, mientras que el trader compra y vende para sí mismo y obtiene el beneficio de la diferencia entre los precios de compra y los de la posterior venta.

Aunque los traders a veces ejercen de inversores y viceversa, lo que diferencia a un trader de un inversor además de los tiempos esperados para obtener beneficios es que el profesional del trading es capaz de mantener la calma y no dejarse llevar por momentos de pánico financiero. Pese a que algunos mueven cantidades ingentes de dinero, muchas veces se trata de muchos montos pequeños, que se van incrementando al ir reinvirtiendo las ganancias discretas que se van obteniendo de media en cada movimiento.

Con este panorama económico los cursos de trading, tanto profesionales como los orientados a particulares, están experimentando una creciente demanda que se espera se mantenga mientras no sea seguro volver a los métodos tradicionales de revalorización del capital.

Comentar noticia

Your email address will not be published.