¿Es saludable para una relación el intercambio de parejas?

Publicado por o día 21/09/2022 na sección de Adulto

Una relación de pareja es un acuerdo entre dos personas que deciden acompañarse tanto en un plano personal, como íntimo y que tienen objetivos comunes. Sin embargo, el intercambio de parejas es una práctica que es bastante común para mantener vivas las relaciones en la actualidad.

Para practicarlo de forma segura, lo mejor es utilizar una red social swingers, para que todo fluya de una forma segura y que encuentres personas confiables. En muchos casos para los miembros de una pareja resulta aceptable, y no debe representar nada negativo sino una vivencia que sumar a la relación.

¿Por qué surge la idea de intercambiar parejas?

La mayoría de las especies en la naturaleza son ajenas a la monogamia, pero en los seres humanos nos encontramos con algunas convenciones sociales. Esto hace que en occidente la monogamia sea una de ellas, y está asociada a las ideas de amor, fidelidad y respeto.

Pero, algunas personas sienten la necesidad de mantener una vida sexual activa con diferentes personas, sin romper su relación de pareja. Si es un sentimiento que comparten ambos miembros de la pareja, el intercambio se puede convertir en una práctica más dentro del universo sexual de la pareja.

Sin embargo, cada humano es único, al igual que cada una de las relaciones de parejas, por lo que las razones que llevan a realizar un intercambio de parejas pueden ser muy variadas.

¿Qué pasa si uno de los dos no quiere intercambiar parejas?

En el plano sexual la imaginación será el límite, siempre que ambos miembros de la pareja quieran las mismas cosas y que sean factibles. Pero puede que tú o tu pareja no quiera hacer un intercambio de parejas y en este escenario podremos encontrarnos con dos posibilidades:

Tú quieres, pero tu pareja no quiere

Puede que hayas visto en una película el intercambio de parejas, o que te lo hayan comentado, y falta que tu pareja lo acepte. En este punto pueden surgir dos escenarios:

  • No sabes cómo comenzar una conversación al respecto, y en estos casos lo mejor es comentarlo con naturalidad y con respeto. No se trata de imponer nada a tu pareja, y no intentes forzar una decisión inmediata, simplemente debes dar tiempo para que piense y reflexione por separado para hablarlo en unos días.
  • Si se lo propones a tu pareja y es un no rotundo, no abandones la conversación, sino que debes expresarle tu deseo por probar algo nuevo y que es un intento de mantener y mejorar la relación.

Recuerda que cada persona tiene sus propios sentimientos, ideas y valores, y nunca una persona es mejor que otra en una relación. En los casos de que tu pareja no acceda, simplemente debes pensar en otras prácticas sexuales para reavivar la llama más allá del intercambio de parejas.

Si tu pareja quiere, pero tú no

En caso de que nuestra pareja nos proponga un intercambio de parejas, pero no estamos de acuerdo, debemos decir calmadamente que no nos vemos en esa situación. Sin embargo, debemos interesarnos en su punto de vista, y preguntarle el porqué de ese deseo.

Lo ideal es abrir la mente en estos casos y puede que en esa conversación salgan las calves para reavivar la llama. Ten presente que no debes hacer nada que no quieras y no es bueno ceder a las presiones de ningún tipo.

Sin embargo, si ambos están de acuerdo en intercambiar parejas, entonces simplemente deben hacerlo para tener una relación muy sana. Pero, siempre haciéndolo en una red que sea segura, y donde puedas estar con personas que comparten tus mismas ideas.

Comentar noticia

Your email address will not be published.