La Xunta destina cuatro millones de euros en ayudas para la reposición de explotaciones forestales, agrícolas o ganaderas dañadas por los incendios forestales del Courel y de Valdeorras

La convocatoria de ayudas -que saldrá mañana viernes en el Diario Oficial de Galicia- se tramitará en régimen de concurrencia no competitiva y por rateo, con unos límites máximos que estarán fijados en la convocatoria segundo el tipo de beneficiario
Publicado por o día 28/07/2022 na sección de Agricultura e Gandería,Galicia,Lugo,Medio Ambiente,Xunta de Galicia

La Xunta destina cuatro millones de euros en ayudas para la reposición de explotaciones forestales, agrícolas o ganaderas dañadas por los incendios forestales del Courel y de Valdeorras

El conselleiro del Medio Rural, José González, acompañado del director general de Defensa del Monte, Manuel Rodríguez, mantuvo esta mañana un encuentro con alcaldes de los ayuntamientos de Folgoso do Courel, A Pobra do Brollón, Quiroga, Samos y O Incio, para analizar los daños causados por los fuegos forestales registrados en la zona del Courel. Así, les adelantó que su departamento destinará cuatro millones de euros en ayudas para la reposición de explotaciones forestales, agrícolas o ganaderas que se habían visto afectadas por estos incendios.

En este sentido, José González recordó que ayer mismo el Consello da Xunta dio conformidad al decreto de medidas urgentes de ayuda para la reparación de daños causados por los incendios que se produjeron en Galicia durante este mes de julio. Así, serán un total de nueve millones, de los cuales cuatro corresponden a la Consellería de Medio Rural.

Durante la reunión mantenida, el conselleiro le trasladó a los regidores que esta convocatoria de ayudas se tramitará en régimen de concurrencia no competitiva y por rateo, con unos límites máximos que estarán fijados en la convocatoria segundo el tipo de beneficiario. Estos topes, explicó, oscilarán entre los 3.000 euros y los 50.000 euros.

Asimismo, José González subrayó que, en el caso de las subvenciones para explotaciones forestales, podrán concederse ayudas para la reposición de las infraestructuras de titularidad privada ubicadas en terrenos forestales y la maquinaria y equipación forestal dañados a consecuencia de las labores de extinción de los incendios. También, para la madera acopiada queimada y de tala, recogida y esteladura de la madera quemada no comercial o trabajos de señalamiento, cubicación y/o tasación de madera comercial en montes sin gestión pública, en las zonas afectadas por los fuegos.

En el que alcanza a las explotaciones agrícolas y ganaderas, el conselleiro indicó que las ayudas cubrirán la reposición de los bienes, equipaciones, maquinaria, medios de producción, producciones y ganado o #colmena dañados, así como el suministro de alimentación complementaria de ganado o colmenas en las zonas afectadas por los incendios.

Episodio meteorológico

El conselleiro también señaló que, ahora, los fuegos registrados en la zona del Courel están ya controlados. Estos fuegos, de los cuales tres se iniciaron en el Folgoso do Courel y dos en el de A Pobra do Brollón, llegaron a unirse y afectan una superficie total estimada de 11.100 hectáreas. Allí, indicó, permanecen los efectivos del Servicio de prevención y extinción de la Xunta refrescando las zonas para evitar posibles reproducciones.

Sobre esto, el titular de Medio Rural recordó que en la tarde noche del jueves, 14 de julio, Galicia vivió un episodio denominado sistema convectivo de mesoescala, un fenómeno meteorológico propio del Mediterráneo donde se registraron más de 6.000 rayos en cuestión de cuatro horas. Esta situación ocasionó hasta medio ciento de fuegos en la comunidad, entre ellos los localizados en la zona del Courel y de Valdeorras.

El conselleiro recordó que estos fuegos fueron provocados por rayos, pero incidió en que estos días se están registrando también incendios claramente intencionados, por lo que reiteró la llamada a la ciudadanía para que extreme las precauciones en las actividades en el monte y para que denuncie cualquier indicio sobre una posible actividad incendiaria del que tenga sospecha o conocimiento. Algo que, recordó, puede hacerse a través del teléfono anónimo y gratuito 900 815 085.

Además, José González añadió que la Xunta tiene claro que es primordial a puesta en valor del territorio para tratar de frenar los fuegos, devolviendo a la producción aquellos terrenos en estado de abandono o infrautilización y que puedan actuar de cortafuegos natural frente los fuegos. En este sentido, José González puso en valor a Ley de recuperación de la tierra agraria de Galicia, con la cual se implementaron ya 19 aldeas modelo y se está trabajando en la puesta en marcha de 15 polígonos agroforestales. Unas figuras, explicó, que además de recuperar la tierra productiva permite trabajar en la prevención de incendios forestales.

Precisamente, añadió José González, la aldea modelo implantada en el Pobra do Brollón, la de Parada dos Montes, dedicada a la producción de vaca cachena en ecológico, fue una de las zonas que se salvó del fuego, gracias a esa apuesta por la gestión del territorio en detrimento del abandono.

Así, en el primero año de vigencia de esta ley, puntualizó el conselleiro, están siendo movilizadas más de 5.000 hectáreas de terreno, de las cuales 4.531 hectáreas corresponden a polígonos agroforestales y 523 ha a aldeas modelo.

Por último, el titular de Medio Rural le indicó a los regidores que, desde ayer, está desplazado en las zonas afectadas del Courel un equipo del Centro de Investigación Forestal de Lourizán para evaluar la afición en el suelo y poder tomar las medidas a corto y medio plazo necesarias para recuperar el potencial forestal del entorno.

Zona de Valdeorras

Por la tarde, el conselleiro y el director general -acompañados por el delegado territorial de la Xunta en Ourense, Gabriel Alén- se desplazarán hasta el Barco de Valdeorras para mantener otra reunión con los alcaldes de los ayuntamientos afectados por el fuego de la comarca de Valdeorras, que afectó a los municipios de Carballeda de Valdeorras, el Barco de Valdeorras y Rubiá.

Así, el fuego iniciado el jueves 14 de julio en la parroquia de Riodolas (ayuntamiento de Carballeda de Valdeorras) permanece controlado y afecta una superficie estimada de 10.500 hectáreas. En el municipio de Vilariño de Conso sigue estabilizado el incendio que afecta una parte del parque natural del Invernadeiro y cuya superficie total afectada se sitúa en unas 6.500 hectáreas. En ambos casos permanecen trabajando los efectivos de la Xunta para refrescar bien la zona y evitar reproducciones y, en los próximos días, también se desplazarán los técnicos del CIF de Lourizán para evaluar los daños ambientales.

Comentar noticia

Your email address will not be published.