Camas nido para cuando tienes la habitación pequeña

Publicado por o día 05/07/2017 na sección de Hogar

Camas nido para cuando tienes la habitación pequeña

En el momento en el que tenemos que amueblar la habitación de nuestros hijos, son muchas las dudas que se nos presentan, sobre todo aquellas referidas al tipo de cama que vamos a comprar: Por ejemplo, podemos elegir una cama nido, compacta, literas, canapé, o bien decantarnos por las tradicionales.

El dilema viene cuando tenemos problemas de espacio, y es que parece que la gran mayoría de las camas harán que la habitación sea todavía más pequeña. Para evitar este problema tenemos las camas nido.

¿Qué son las camas nido?

Las camas nido son conjuntos de dos camas de tal forma que se pueden recoger en el mismo mueble, una debajo de la otra. Muchos padres se deciden por las camas nido ya que suponen una buena forma de el niño se adapte a la misma después de la cuna y que, incluso, las puedan llegar a usar hasta la adolescencia.

Por lo general, tanto la cama principal, como la supletoria, miden lo mismo. Suelen tener un somier de láminas, o bien una base tapizada, además de un frontal con la particularidad de ocultar el somier. El colchón, por su parte, dispone de varios tiradores que harán más sencillo el hecho de sacar la cama supletoria.

Ahorran espacio al quedar las dos camas completamente integradas en el conjunto, además de lograr un efecto estético muy característico.

Características de las camas nido

La cama situada en la parte de abajo dispone de somier y, en ocasiones, incluso de unas pequeñas ruedas que ayudarán a que se desplace para poder extraerla con mayor facilidad.  Las ruedas pueden ser fijas (para que sólo se pueda desplazar de forma paralela a la cama superior), o bien giratorias.

Si queremos sacar la cama inferior, suele existir uno o varios tiradores; gracias a las ruedas, la fuerza que tenemos que hacer para extraerla será mínima. También existen algunos modelos que nos dan la posibilidad de elevar las dos camas a una altura muy similar utilizando patas desplegables.

Podemos encontrarlas en muchas medidas a elegir, pero las más habituales son de 80 cm x 180 cm (las más pequeñas) y de 105 cm x 200 cm (las más grandes).

Existen 3 tipos principales de camas nido:

  • Cama nido con cama debajo: El modelo más habitual, cómo ya hemos comentado.
  • Cama nido con cajones: En lugar de la cama, dispone de una serie de cajones en los que almacenaremos desde libros, juguetes, ropa, o lo que queramos.
  • Cama nido canapé abatible: Además de una cama supletoria, la cama superior se abre, teniendo la posibilidad de guardar lo que queramos en ella.

Si quieres comprar camas nido de calidad y a buen precio, echa un vistazo al catálogo de la marca Lagrama. Esta empresa se especializa en el mueble juvenil, además de en armarios, dormitorios y salones. Está consolidada como una de las mejores en su campo, tanto por su diseño, cómo por su calidad.

Camas nido: la mejor opción para aprovechar al máximo el espacio disponible.