¿Cómo mejorar el rendimiento de los niños en la escuela?

Por o 13/03/2019 | Sección: Educación
¿Cómo mejorar el rendimiento de los niños en la escuela?
Compartir en:

Las calificaciones es uno de los temas más preocupantes por parte de los padres. Nosotros tenemos la obligación de encontrar una buena fórmula para ayudarles a incrementar su rendimiento escolar. Si existe un problema, habrá que encontrarle solución de inmediata, quizá hasta se requiere que apuntemos al niño o niña a clase de refuerzos (puede ir mejor sus resultados escolares de esta manera).

Estas son algunas técnicas que podemos probar en casa.

Los mejores tips para mejorar el rendimiento en la escuela

¿Cuál es la causa del bajo rendimiento?

En el caso de que se haya producido un bajón en el rendimiento, lo primero que tendremos que hacer es estudiar la causa que lo ha motivado.

El rendimiento académico es una forma de evaluación del niño, de su aprendizaje. En el caso de que no pueda adaptarse a la media de sus compañeros, esto puede hacer que se sienta frustrado, nervioso e inseguro… y, al mismo tiempo, esto hará que su rendimiento siga empeorando.

Para evitar el temido fracaso escolar, habrá que encontrar el problema y darle solución cuanto antes.

Algunos hábitos de estudio para hacer en casa

Estos son algunos hábitos que deberíamos implantar desde ya:

  • Lugar de estudio adecuado: Debe ser un sitio sin distracciones, correctamente iluminado y acondicionado.
  • Rutina: Se debe crear una rutina de estudio continua en el tiempo para que el niño la siga.
  • Ayúdale: Es importante que te sientes a ayudarle con los deberes, pero no que se los hagas. Si les das la solución no habrán aprendido nada.
  • Motivación: Tienes que encontrar las fórmulas adecuadas para motivarle.
  • Estrategias: ¿Sabías que muchos niños aprenden incorrectamente por desconocer cómo seguir técnicas adecuadas? Técnicas sencillas, como subrayar, hacerse un esquema o resúmenes es lo que mejor suele funcionar.
  • Comunicación con el docente: Ante cualquier problema, el docente se comunicará con los padres… pero no está de más pedirle una sesión cada poco tiempo, aunque solo sea por si acaso.
  • Metas: También es importante establecer metas y conseguir que se sientan motivados mientras las consiguen. Podemos subir progresivamente el nivel de dificultad para que tengan un reto por delante.
  • Premios: Los premios son importantes, pero hay que saber cuándo dárselos. La mejor idea es hacerlo cuando hayan obtenido buenas notas.

Recuerda: estudiar mucho podría no ser suficiente

Hay muchos niños que estudian mucho, pero que no asimilan conceptos. Puede que no estén siguiendo buenas técnicas de resumen o memorización, o que exista alguna razón que interfiera en su rendimiento. Si se detecta cualquier tipo de anomalía, habrá que ponerse en contacto con un profesional de inmediato.

Es crucial que se adquiera inteligencia emocional para que el niño esté preparado para solucionar cualquier problema que se le presente a lo largo de la vida, no tan solo un problema de índole matemático.

Comentar noticia

Your email address will not be published.